Logo del sitio

La decisión que cambió la vida profesional de Dani García: "Tenemos un objetivo cien mil veces mayor"

Babette, de Dani García.
Dani García en Babette, uno de sus restaurantes.
Instagram @babettedanigarcia

"Nos ha costado 20 años llegar aquí. De sufrimiento, de penas... de todo, pero lo que hemos hecho aquí no lo vamos a volver a vivir, aunque quisiéramos jugar a tener más tres estrellas en el mundo", comenzaba el speech de Dani García delante de su equipo para anunciar que renunciaba a las tres estrellas que la guía Michelin le había otorgado. 

El pasado lunes, el cocinero marbellí aprovechó su visita a El Hormiguero para rememorar uno de los momentos más decisivos en su carrera profesional. 

"No hay una segunda primera vez" comentaba Dani García a su equipo, "y el 22 de octubre de 2019, nos cargamos eso", señalaba el mismo día el cocinero mientras tachaba de manera simbólica tres estrellas dibujadas en una pizarra. "A partir de ese día, a la gente que trabajemos en Dani García, nos cambiará la vida, y tendremos un objetivo cien mil veces mayor que el que tenemos ahora, pero si no, ¿qué es la vida si no es un sueño por delante? Hemos cumplido un sueño y vamos a por otro mucho más difícil y mucho más grande", aseguraba el chef en este vídeo emitido durante su paso por El Hormiguero. 

Una decisión que pocos entienden

En el mundo de la gastronomía, pocas metas superan a la de conseguir tres estrellas en la guía de neumáticos francesa, y aunque para Dani García ya es un sueño cumplido, el cocinero siempre ha asegurado que no quería estancarse en los estándares de la alta cocina rizando el rizo para mantener en nivel que exige la guía Michelin, sino seguir creciendo como un grupo de restauración donde poder encontrar todo tipo de comida. 

Con la voz entrecortada pero firme en su decisión, Dani García continúa narrando los motivos que le han llevado a renunciar al más alto reconocimiento de la gastronomía: "Ayer tuve un problema con mi madre; ayer me llamó y me dijo que no la llamara más en la vida, que me equivocaba y que estaba loco. Anoche me mandó un WhatsApp super duro donde me ponía que quién coño me había engañado, que por qué hago esto, que no tengo necesidad de hacerlo", confiesa García. 

"No le he contestado todavía, porque le pienso contestar cuando estemos arriba a tope, y ese día le diré que me engañó mi corazón y que lo hice solo por eso", sentencia el chef la explicación delante del equipo. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento