Galaxy Buds2: los nuevos auriculares de Samsung son otra prueba de que las marcas quieren que uses sus propios ecosistemas

En 20Bits hemos probado los últimos auriculares lanzados por Samsung. Su sonido es bastante bueno y son muy pequeños y ligeros, aunque pierdes parte de la experiencia si no los usas con un dispositivo de la misma marca.
En 20Bits hemos probado los Galaxy Buds2, los últimos auriculares lanzados por Samsung.
20BITS
En 20Bits hemos probado los Galaxy Buds2, los últimos auriculares lanzados por Samsung.
Wochit
Valoración:

Y una vez más te traemos unos auriculares ‘verdaderamente inalámbricos’ (TWS) en nuestro rincón de reviews. Otros más. A principios de 2021 ya pronosticamos que este iba a ser un año en el que este tipo de wearables nos iba a salir hasta por las orejas... nunca mejor dicho.

Durante las últimas semanas hemos probado los Galaxy Buds2, la propuesta más reciente de Samsung en lo que a auriculares se refiere. Son algo así como una versión actualizada de los Galaxy Buds originales, incluso también de los Galaxy Buds Plus, de hecho en cuanto a diseño y algunas prestaciones estaría casi más cerca de las líneas Galaxy Buds Pro y Galaxy Buds Live, los modelos de gama más alta de la compañía surcoreana.

Samsung, en ese afán que últimamente tienen los fabricantes tecnológicos de crear ecosistemas propios en los que todo está conectado, presentó estos Galaxy Buds2 en el Unpacked del pasado mes de agosto junto a sus nuevos smartphones plegables -Galaxy Z Flip3 y Z Fold3- y su último smartwatch -Galaxy Watch 4-. En general, esta nueva generación de dispositivos tiene en común que funcionan mejor si se usan en conjunto, es decir, los productos de la marca con los productos de la marca. Y lo cierto es que lo notarás en la experiencia de uso si eliges emparejar estos buds con un móvil ajeno a la firma.

Los auriculares Galaxy Buds 2 son técnicamente la tercera generación de auriculares TWS de nivel de entrada de Samsung, aunque como decía mejoran con respecto a sus predecesores -son un 15% más pequeños y un 20% más livianos que los Buds Plus- y se parecen más a las propuestas más prémium de la marca, lo que hace que ya desde un principio me interesen. De forma muy resumida, me parece que compiten bien en sonido y diseño, pero me falta batería y, sobre todo, más compatibilidad y mejor experiencia si no tienes un móvil de la compañía surcoreana. Lo vemos con más detalle.

Los últimos auriculares de Samsung cuestan 149,90 euros.
Los últimos auriculares de Samsung cuestan 149,90 euros.
20BITS

Especificaciones técnicas

  • Dimensiones: 17 x 20,9 x 21,1 mm cada auricular y 50 x 50,5 x 27,8 mm el estuche
  • Peso: 5 gramos cada auricular y 41,2 gramos el estuche
  • Altavoz: driver dinámico de 2 vías (un tweeter y un woofer)
  • Micrófonos: 3
  • Sensores: acelerómetro, giroscopio, sensor de proximidad
  • Control por gestos: sí (toque, doble toque, triple toque y pulsación prolongada)
  • Control por voz: sí (solo con Bixby)
  • Cancelación activa de ruido: sí
  • Conexión: Bluetooth 5.2
  • Compatibilidad: Android e iOS
  • Resistencia: IPX2
  • Batería: 61 mAh cada auricular y 472 mAh el estuche
  • Autonomía: hasta 5 horas con cancelación de ruido activada (7,5 sin ANC) + 3 cargas completas en el estuche (total 20 horas)
  • Carga: por cable USB-C e inalámbrica
  • Precio: 149,90 euros

Diseño: muy compactos

Los nuevos buds de Samsung se caracterizan por tener un diseño sencillo, discreto y liviano, muy compacto en general y con una ligereza que hace que sientas que no los llevas puestos.

Vienen en cuatro opciones de color -grafito, blanco, verde oliva y lavanda- y en todos los casos el estuche de carga es blanco, con el interior en el color de los auriculares. El acabado es en brillo y el tacto es suave y agradable, aunque hay que decir que están hechos de plástico y se nota en la mano. Pero no se sienten 'cutres' como otros auriculares cuyos materiales son de malas calidades.

En cuanto a la forma, tenemos unos auriculares tipo botón que, como decía, son muy pequeños: cada uno mide tan solo 17 x 20,9 x 21,1 mm y pesa 5 gramos. El estuche tampoco es nada aparatoso ni pesado, siendo sus medidas 50 x 50,5 x 27,8 mm y su peso 41,2 gramos.

Cada auricular tiene dos micrófonos externos, un micrófono interno, el sensor de posición y los pines de carga. El estuche tiene un LED en la parte exterior que nos indica nivel de batería y cuándo está cargándose el dispositivo, puerto de carga USB-C y base de carga inalámbrica en la parte inferior.

El agarre y ajuste a la oreja es bueno y encajan muy bien en el pabellón auditivo. En esto la marca ha hecho los deberes: primero vimos los Galaxy Buds Live, los auriculares 'judía', que eran muy rompedores en aspecto, pero no lograban buen agarre y se caían más de lo que nos hubiera gustado; pero Samsung solventó este problema con la siguiente generación, los Galaxy Buds Pro, que ya fueron en forma de botón y ya iban como un guante. Los Galaxy Buds2 beben de estos últimos y, además, son más compactos.

No obstante, en mi experiencia, como siempre que pruebo auriculares que se introducen con almohadillas, el resultado -insisto: para mí- es un poco incómodo. Pero creo que de forma general la marca ha hecho un buen trabajo en el diseño y, además, os recuerdo que tenéis diferentes tamaños de almohadillas para que elijáis la que más cómoda os resulta. Recomiendo muy mucho no ser perezosos y probarlas todas.

Los Galaxy Buds2 son de tipo botón y con almohadillas y la caja incluye 3 tamaños de estas.
Los Galaxy Buds2 son de tipo botón y con almohadillas y la caja incluye 3 tamaños de estas.
20BITS

Buen sonido

La experiencia de sonido me ha gustado. En cuando a su altavoz, montan un driver dinámico de 2 vías -un tweeter y un woofer-, algo que no es muy común en este mercado, por lo que se escuchan estupendamente, tanto en la calle como en interiores y tanto si estás con música como si son contenidos en streaming, por ejemplo.

Hay un buen equilibrio en el sonido, ya que el tweeter trabaja bien los agudos y, sobre todo, se nota la potencia del woofer en los graves, así que si te gusta escuchar música que tengo buena pegada estos buds te convencerán.

Además llevan 3 micrófonos integrados, por lo que la experiencia cuando los usas para una conversación telefónica es igual de buena. Dos de los micrófonos son externos y llevan filtro de sonido y el otro es interno, y también tienen una VPU (unidad de captación de voz) que viene estupenda en las llamadas.

Como digo, buen sonido en general para el precio en el que se mueven y teniendo en cuenta lo que podemos esperar de ellos.

Experiencia: Samsung quiere que uses otros dispositivos Samsung

...como todos los fabricantes. Lo cierto es que como ya avanzaba más arriba en los últimos tiempos hemos visto una tendencia creciente a 'premiar' de alguna forma la experiencia de uso a aquellos que usen todo el ecosistema de las marcas. 

Pero en el caso de estos buds aún es más llamativo, ya que solo si tienes un móvil/tablet Samsung reciente -con One UI 3.1 o posterior- y un Samsung Galaxy Watch 4 -el último smartwatch de la compañía- podrás aprovecharlos al máximo, pues solo en estos modelos está disponible las funciones Auto Switch, que permite alternar automáticamente entre dispositivos, y Quick Buds Control, que te ayuda a activar o desactivar la cancelación de ruido o a comprobar la autonomía de la batería directamente desde tu muñeca.

En otros móviles de Samsung o que tengan sistema operativo Android tendremos el resto de funciones y podremos usar y configurar los auriculares desde la app Galaxy Wearable. Cosa que, lamentablemente, no pasa si eres el dueño de un iPhone: la aplicación para iOS no incluye los Galaxy Buds2, por lo que solo podrás enlazarlos de la manera común -ya sabes, desde el Bluetooth del móvil- y usar los gestos tal y como vienen predeterminados, sin poder personalizar nada del dispositivo.

El estuche y los auriculares tienen ese aspecto glossy que suele triunfar en los wearables.
El estuche y los auriculares tienen ese aspecto glossy que suele triunfar en los wearables.
20BITS

Si eres Android y puedes usar la app, desde ella puedes consultar el nivel de batería de los auriculares y del estuche, modificar los controles de ruido -y, en el caso de usar el sonido ambiente, elegir uno de los tres niveles-, personalizar los controles táctiles -aunque lo único que podemos hacer es modificar el comportamiento de la pulsación prolongada-, acceder al ecualizador -con modos predeterminados-, activar la lectura de las notificaciones y activar Bixby.

Bixby, por cierto, es otra cosa por la que decimos que estos auriculares están diseñados para usarse en el ecosistema Samsung. Solo podremos invocar a este asistente, a ningún otro -nada de Google Assistant y, mucho menos, de Siri-.

Sobre los gestos, funcionan bastante bien. Con un toque paramos/iniciamos, con dos pasamos a la siguiente pista y con tres a la anterior. La pulsación prolongada es la modificable y puedes elegir entre cambiar los controles de ruido, invocar a Bixby o subir/bajar volumen. Sí he notado en varias ocasiones que a pesar de tener el sensor para ello no siempre se para lo que se está reproduciendo cuando te quitas un auricular. 

Autonomía: suficiente, pero mejorable

Como siempre que analizamos un dispositivo, incluimos la batería entre los puntos a tratar. En el caso de estos buds de Samsung tenemos hasta 20 horas de autonomía gracias a las 3 cargas que proporciona el estuche, el cual por cierto tiene sistema de carga rápida y con 5 minutos nos da para tirar una hora.

De manera independiente cada auricular tiene 5 horas de autonomía con la cancelación de ruido activada -unas 7,5 horas con esta desactivada-, que no es la mejor del mercado, pero te da suficiente para pasar el día. El problema al que realmente se enfrentan los Galaxy Buds2 es que sus hermanos pequeños, los Galaxy Buds+, llegan hasta las 11 horas sin despeinarse. Y competir contra eso es complicado, claro.

El sistema de carga es muy sencillo, como siempre: metemos los auriculares en el estuche y cargamos este bien por cable USB tipo C o bien de forma inalámbrica -recuerda que la vía del cable siempre es más rápida-.

Los Galaxy Buds2 de Samsung son muy livianos, solo pesan 5 gramos.
Los Galaxy Buds2 de Samsung son muy livianos, solo pesan 5 gramos.
20BITS

Cancelación activa de ruido propia de unos gama media

Con la frase de arriba te lo digo todo. Estos auriculares incluyen cancelación activa de ruido -que puedes controlar desde la app, por voz con Bixby o con los toques-, pero no será una ANC que te haga que te caigas de la silla.

Es correcta y bloqueará parte del sonido exterior, pero como digo no te aísla por completo, algo por otro lado esperable dado que estamos ante unos buds de gama media y no ante un modelo de superalta gama.

Resumen

PUNTUACIÓN 20BITS: 7,5/10


  • Lo mejor: diseño pequeño y liviano, buen sonido y añaden carga inalámbrica.

    Lo peor: para su precio, la resistencia no es la mayor del mercado ni la batería es la más duradera y además tenemos el hándicap de las limitaciones si eres iOS.

Sin ser mi plato favorito por el tema de las almohadillas, estos auriculares me han gustado y creo que cumplen buenas funciones. Sonido, diseño y ligereza son un plus, y aunque su compatibilidad con el mundo exterior a Samsung deja que desear, no creo que la marca haya hecho esto sin ser conscientes. Así que sin duda los recomiendo si eres Android y, especialmente, si eres Samsung y tienes dispositivos de última generación.

Mola bastante cómo se oyen los graves y el equilibrio de sonido está muy bien por el precio que tienen. Claro que tienen mucha competencia, parece que cada día que pase salen unos nuevos auriculares al mercado, pero esta es buena opción si eres Samsung lover

Nos queda peor gusto con la batería, que no es mala, pero tampoco está entre las mejores, y la cancelación activa de ruido, que tampoco es espectacular. Pero compensa con su buen ajuste y con un sonido bastante decente para unos auriculares gama media.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento