¿Qué vacunas necesitas para irte de vacaciones a un país tropical?

<p>Mosquito de la fiebre amarilla y del dengue.</p>
Mosquito de la fiebre amarilla y del dengue.
WIKIPEDIA

Calor, playas paradisiacas adornadas con cocoteros, culturas ancestrales y diferentes... Los países tropicales ofrecen muchos atractivos para el viajero, pero también esconden algunos peligros que hay que tener en cuenta. En particular, estos climas pueden ser hogar de enfermedades diferentes a las presentes en latitudes templadas.

Los climas cálidos y húmedos, por ejemplo, crean las condiciones ideales para la proliferación de mosquitos y otros insectos hemófagos que pueden transmitir peligrosas infecciones, contra las que los sistemas inmunes europeos están además peor equipados que los de las poblaciones locales.

¿Qué vacunas debo ponerme?

La pauta concreta va a depender del país al que queramos viajar. Algunas de estas vacunas están sometidas a una reglamentación internacional, y podrían ser exigidas por las autoridades del país que se visita, y tendrían que acreditarse presentando un Certificado Internacional de Vacunación, que sólo se expide en los Centros de Vacunación Internacional autorizados y aprobados por la OMS.

Al margen de las exigencias de cada país, que deberán consultarse antes de viajar, el Ministerio de Sanidad recomienda determinadas pautas en función de la zona del mundo que se vaya a visitar.

A grandes rasgos, recomienda para la mayoría de países tropicales haberse vacunado de cólera, fiebre amarilla, fiebre tifoidea, hepatitis A, hepatitis B, meningitis meningocócica, poliomielitis, rabia y tétanos.

¿Qué otras precauciones debo tomar?

Lo primero es que hay que tener en cuenta que ciertos grupos se ven sujetos a mayores riesgos que otros, por lo que se deberá extremar la precaución si se pertenece a alguno de estos grupos. Estos serían bebés, niños pequeños, mujeres embarazadas, ancianos, minusválidos, inmunodeprimidos y personas con problemas médicos previos.

En este sentido, cualquier viajero afectado por una enfermedad crónica debería llevar consigo la medicación necesaria para todo el tiempo que dure el viaje.

También, el Ministerio de Sanidad recomienda viajar con un seguro general de viajes.

Igualmente, aconseja tener en cuenta riesgos medioambientales (altitudes muy elevadas, cambios bruscos de temperatura y humedad, o exposición a la luz solar.

De cara a las enfermedades infecciosas, es importante ser cuidadosos con la comida, evitando carne, pescado, huevos o vegetales crudos; lavarse las manos con agua mineral frecuentemente y antes de cada comida; evitar el agua no embotellada; evitar los cubitos de hielo, que podrían estar hechos con aguas infectadas; hervir la leche no pasteurizada antes de beberla; evitar bañarse en agua dulce no clorada; y evitar las mordeduras de animales y picaduras de insectos (empleando repelentes, mosquiteras, etc).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento