Un paseo por la arquitectura negra en los pueblos de Las Hurdes, Extremadura

Casas hurdanas en Aceitunilla.
Casas hurdanas en Aceitunilla.
Wikipedia / Herrero Uceda

Al norte de la provincia de Cáceres, en Extremadura, y en el límite con Salamanca, se encuentra la comarca de Las Hurdes, la cual contempla una serie de encantadores pueblos, conocidos como alquerías o aldeas, que merece la pena visitar en una ruta por esta zona. 

Algunos de estos pueblos que forman Las Hurdes conservan hoy en día muestras de la arquitectura más tradicional, la arquitectura negra, es decir, casas al estilo hurdano, construidas completamente con piedra de pizarra y cubiertas con tejas de pizarra. 

Este tipo de arquitectura tiene su origen en la época prerromana, lo que aumenta el interés por las aldeas de esta zona, sus edificaciones tradicionales y su conservación. 

Un ejemplo es Riomalo de Abajo, perteneciente al municipio de Caminomorisco. Además de sus callejuelas y arquitectura tradicional, se puede encontrar en esta zona uno de los monumentos naturales más importantes de la región: el Meandro del Melero, que sigue el curso del río Alagón.

El Gasco es otra de las alquerías de esta zona, esta vez, perteneciente al municipio de Nuñomoral, un lugar enclavado entre montañas y a orillas del río Malvellido. Así, en esta zona está asegurada la tradición de los pueblos, la naturaleza y la paz y tranquilidad que ofrece la comarca de Las Hurdes.

Pasear por los senderos de Erías, disfrutar de sus intrincadas calles de piedra y dejarse sorprender por la naturaleza y la paz que da esta pequeña aldea perteneciente al municipio de Pinofranqueado, es toda una experiencia para los amantes de lo natural y de lo rural. 

La Aceitunilla es otra alquería que pertenece al concejo de Nuñomoral, también en Las Hurdes. Algunas de sus edificaciones permiten ver la arquitectura hurdana de esta zona, por lo que todavía se conservan casitas con la arquitectura negra.

Ovejuela pertenece al municipio de Pinofranqueado y es otro de los lugares dentro de Las Hurdes donde aún quedan vestigios de lo que fue la arquitectura negra de esta zona. Además, cuenta también con un impresionante salto de agua, el Chorro de los Ángeles, que tiene más de 200 metros de altura. 

La última recomendación de esta ruta por Las Hurdes es Sauceda, también dentro de Pinofranqueado. Sus calles, sus casitas antiguas y su entorno hacen este otro de los lugares imprescindibles para quienes quieran conocer los secretos de Las Hurdes.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento