Novedades de la nueva ITV a partir de mayo del 2020

La ITV es un control obligatorio que deben pasar todos los coches y ciclomotores.
La ITV es un control obligatorio que deben pasar todos los coches y ciclomotores.
Peoplecreations/Freepik

Pasar la ITV es más un quebradero de cabeza que un alivio, sobre todo conforme nuestro coche va cumpliendo años y tememos no conseguir el aprobado por parte del técnico. Además, desde hace un par de años se han ido introduciendo cambios en esta Inspección Técnica llegados directamente de la Unión Europea, en pos de unificar las revisiones en todo su territorio.

Según estas directrices, a partir del próximo 20 de mayo habrá una nueva peculiaridad que se aplicará, únicamente, a los vehículos matriculados a partir de 20 de mayo del 2018. Para los conductores será una gran ventaja, no así para los fabricantes. Y es que a partir de ese momento, estos tendrán que facilitar los datos técnicos de cada modelo, necesarios para realizar la inspección.

En esta nueva ITV también se prestará más atención a la electrónica del vehículo. En los centros de inspección se dispondrá de los sistemas necesarios para entrar en los ordenadores de abordo de los coches y poder acceder al sistema para verificar la información referente a emisiones, sobre todo. Igualmente, se supervisarán aspectos desde el ordenador como el ABS de los frenos, la dirección asistida electrónica o los airbags.

Además, estas modificaciones europeas traerán consigo más cambios, algunos de ellos ya implementados y otros todavía en camino hasta el plazo estipulado, dentro de unos cuatro meses. Algunos de ellos han sido la posibilidad de cambiar el centro en el que se realizó la ITV en el plazo de un mes, la posibilidad de hacer la inspección un mes antes de la fecha de caducidad y las mejoras en la formación de los técnicos de inspección para adecuar las pruebas a las exigencias del desarrollo tecnológico. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento