Seis motivos por los que debes comprarte un coche nuevo
La seguridad es un factor importante a la hora de decidir. Pexels

Nunca es un buen momento para afrontar el gasto económico que supone una avería importante de un coche y, cuando sucede, a menudo surge una duda: ¿es más rentable repararlo o sustituirlo? La decisión final depende de varios factores:

  1. Coste de reparación de la avería. No requiere la misma inversión cambiar una bombilla fundida de alguno de los faros que reparar la caja de cambios, independientemente de si es manual o automática. Dependiendo del tipo de avería que haya sufrido el vehículo, el gasto al que pueda ascender la reparación puede marcar la diferencia entre arreglarlo o adquirir un nuevo vehículo. Si decides comprar un nuevo coche es interesante tener en cuenta que, según la OCU, estas son las marcas de coche que menos se averían.
  2. Seguridad. El coste puede ser mucho mayor si no se repara 100% una avería por no incrementar el gasto que si se hace desde el primer momento. Circular con algún elemento del coche estropeado no solo puede ser ilegal sino peligroso. Además, con el tiempo y la inversión en tecnología, los nuevos vehículos poseen más prestaciones y mayores medidas de seguridad por lo que si tu vehículo es muy antiguo quizá sea hora de invertir en salud.
  3. Consumo de kilómetros. Si el vehículo ha consumido gran parte de su vida útil tal vez sea más rentable buscar nuevas opciones para sustituirlo que hacer un gran desembolso inicial para llevar a cabo su reparación y tener que volver a hacerlo después cuando el vehículo ya no de más de sí.
  4. Consumo de combustible. Los coches con mayor antigüedad consumen más combustible que los nuevos, por lo que nunca está de más echar cuentas sobre qué es lo más rentable. Adquirir un nuevo vehículo que consuma menos es hacer una inversión a largo plazo.
  5. Antigüedad de las piezas. Conforme pasa el tiempo evolucionan los vehículos así como las piezas que los componen, por lo que si un día necesitas cambiar alguna de un coche que tenga más de una década quizá tienes problemas para encontrarla y, si lo haces, es posible que la reparación no esté compensada por el gasto.
  6. Apuesta ecológica. La inversión en motores eléctricos e híbridos ha ampliado las posibilidades de ejercer un consumo responsable con el medio ambiente, siendo esta otra una de las razones por las que decidir hacer una inversión en un nuevo coche.