Los antivacunas aseguran que ‘Soy leyenda’ predijo el coronavirus (y el guionista ha tenido que responder)

Lo curioso es que lo que dicen que profetizó ni siquiera se ajusta al argumento de la película.
Póster de 'Soy leyenda'
Póster de 'Soy leyenda'

En los primeros meses de la pandemia fueron muchos los que trataron de refugiarse en la ficción para sobrellevar sus circunstancias, topándose con que esta podía guardar una relación muy estrecha con la situación. A la conversación pública saltaron títulos como Contagio, Vivarium, El hoyo o, algo más tarde (y en tanto a esta misma dependencia de la ficción), Bruja Escarlata y Visión. Pero la tendencia a identificar la crisis del coronavirus con el audiovisual también puede tener su lado oscuro, como ha demostrado una reciente y rocambolesca polémica al hilo de Soy leyenda. Sí, aquella película basada en la novela de Richard Matheson que Will Smith protagonizó en 2007.

En marzo del año pasado, en los albores de la emergencia sanitaria, Smith ya dijo sentirse responsable de que el film pudiera “desinformar”… pero lo decía en broma. Hoy la situación ha emprendido un rumbo más serio debido a que el movimiento antivacunas ha empezado a usar la película como ejemplo de sus reclamaciones en Internet. Los miembros de dicho movimiento, así, aseguran que Soy leyenda profetizó el futuro, puesto que la película contaba cómo en 2021 una vacuna provocaba que la población mundial se convirtiera en zombies. “Recuerda, en Soy leyenda la enfermedad no creó a los zombis. Lo hicieron las vacunas”, se puede leer en uno de los posts más virales.

¿Cuál es el problema? Pues, aparte del hecho de que Soy leyenda es una obra de ficción, es que esta afirmación ni siquiera se ajusta a lo que cuenta la película. Las redes sociales se han llenado de frases como “¿soy yo o alguien más piensa que vamos a ver una pandemia real en seis o nueve meses, o un apocalipsis zombi?” o “en la línea temporal de Soy leyenda las vacunas no hicieron efecto enseguida, pero espera un año o dos”, cuando lo cierto es que las vacunas no tienen nada que ver con lo que ocurre en la película dirigida por Francis Lawrence, y la trama además se ambienta en 2012, no 2021. Se trata de un error muy extendido o, con toda seguridad, de una estrategia de manipulación.

Al inicio de Soy leyenda hay una escena donde una doctora que interpreta Emma Thompson cuenta cómo están intentando curar el cáncer a través de un intento por reprogramar el virus del sarampión: fue este virus modificado, en efecto, lo que desencadenó la pandemia zombie. La confusión, sin embargo, ha llegado al extremo de que el New York Times ha tenido que explicar pacientemente la trama de la película: “Una empleada dijo que estaba preocupada por que una vacuna había causado que los personajes de Soy leyenda se convirtieran en zombies”, se podía leer en este medio.

“Personas que se oponen a las vacunas han hecho circular esa información en las redes sociales. Pero la plaga que convirtió a las personas en zombis dentro de la película fue causada por un virus reprogramado genéticamente, no por una vacuna”. Akiva Goldsman, coguionista del film junto a Mark Protosevich, se ha enterado de la controversia debido al citado artículo, y ha respondido a la publicación con un tuit visiblemente frustrado. “Oh. Dios. Mío. Es una película. Me lo inventé. No. Es. Real”, escribe reflejando la consternación del mundo.

¿Quieres estar a la última de todas las novedades de cine y series? Apúntate a nuestra newsletter.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento