Los preciosos pueblos asturianos de la Senda del Oso: desde Entrago hasta Tuñón

Bandujo.
Bandujo.
StockPhotoAstur / iStock
Bandujo.

Los amantes del senderismo encontrarán en Asturias un verdadero paraíso. En estas tierras de naturaleza privilegiada discurren gran cantidad de caminos que nos llevan hasta los paisajes más hermosos, como por ejemplo la conocida como Senda del Oso. Esta tiene la particularidad de que podremos ver osos al otro lado de un cercado. De este modo, recorremos esta Vía Verde parando en los encantadores pueblos de la ruta.

De Entrago a Caranga de Abajo

La Senda del Oso empieza en el pequeño pueblo de Entrago, formado por tan solo unas pocas casas al pie de las montañas. Concretamente, comenzaremos la ruta en un área recreativa ubicada junto a la villa que cuenta con todo tipo de servicios como parking o alquiler de bicicletas, así como unas increíbles vistas panorámicas.

Entrago.
Entrago.
momo go / Flickr

En nuestros primeros kilómetros, tras cruzar el primer túnel minero, el sendero discurre por el desfiladero de Valdecerezales, una zona de escarpadas paredes rocosas paralela al río Teverga. Después de caminar a lo largo de 10 kilómetros, habremos llegado al pueblo de Caranga de Abajo, que nos espera con su interesante patrimonio rural formado por casas abalconadas, hórreos, paneras y la ermita de San Mamías, construida en 1763.

Dos opciones de ruta

En este punto deberemos elegir entre dos alternativas. Una de ellas nos lleva hacia el Valle del Quirós, pasando por el bello embalse de Valdemurio. En él se pueden practicar actividades acuáticas y cruzar su pasarela de madera que va de un lado a otro. Seguimos nuestros pasos por el concejo de Quirós y llegamos a la villa de Bárzana, donde podemos aprovechar para comer algo y visitar el Museo Etnográfico de Quirós. Y tras sumar otros 15 kilómetros a la ruta, habremos llegado a Santa Marina, donde encontraremos un antiguo carguero de carbón que evidencia el pasado minero de la región.

Bárzana.
Bárzana.
Carmenmoran / Wikimedia Commons

La otra alternativa, y la más popular, nos lleva de Caranga de Abajo hasta Tuñón. En este caso, empezaremos a caminar por el desfiladero de Peñas Juntas a través de un estrecho sendero dominado por altas paredes a cada lado que parece que llegan a juntarse en algún momento. Después de 13 kilómetros llegamos a Proaza, donde tendremos la oportunidad de visitar el antiguo pueblo medieval de Bandujo, la Torre de Proaza y el Palacio de los González Tuñón. Y si continuamos un poco más, llegaremos por fin al cercado de osos de más de 4 hectáreas, donde viven dos ejemplares de este animal que se dejan ver al otro lado de la valla.

Bandujo.
Bandujo.
Montse Gf / iStock

Finalmente, pasaremos por el pueblo de Villanueva y su puente medieval y por el área recreativa de Buyera, donde podremos descansar antes de hacer los últimos 7 kilómetros hasta el pueblo de Tuñón y su templo de Santo Adriano.

Apúntate a la newsletter y recibe en tu correo las mejores propuestas para viajar por el mundo.

Beatriz Pérez
Redactora de Viajes '20minutos'

Graduada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid. Pasé por la revista Viajar como redactora web y desde 2022 continúo con esta pasión en 20minutos, mostrando que hay demasiadas maravillas en este planeta como para quedarse en casa.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento