Si tu móvil empieza a hacer esto vigila tu cuenta corriente

Imagen de archivo de un chico mirando el móvil.
Imagen de archivo de un chico mirando el móvil.
PIXABAY
Si nos hemos quedado sin línea, es posible que estemos siendo víctimas del SimSwapping.
YOUTUBE

El desarrollo de la telefonía móvil y las redes tienen indudables ventajas, pero también tiene inconvenientes como las posibles brechas de seguridad que pueden poner en peligro nuestros datos.

Hay un tipo de delito que puede ser especialmente dañino. Si estamos en una llamada telefónica y de repente se corta y no podemos reanudarla porque nos hemos quedado sin línea, es posible que estemos siendo víctimas del SimSwapping.

Según la Policía Nacional, el SimSwapping es un tipo de fraude que permite a los criminales robar la identidad de un usuario mediante el secuestro del número de teléfono al obtener un duplicado de la tarjeta SIM.

Una vez que tienen acceso a los datos personales y económicos de los clientes de una operadora móvil, seleccionan a aquellos que ven más vulnerables.

Posteriormente, y utilizando un terminal de telefonía móvil que ponen a nombre de una tercera persona, se descargan la aplicación para el móvil de la entidad financiera con la que opera el cliente.

A por la aplicación bancaria

Introducen el DNI de la víctima en la aplicación bancaria de la que esta es cliente para autenticarse y, a continuación, procede a realizar el duplicado de su tarjeta SIM y solicitaban un cambio de contraseña por SMS que se envía al terminal telefónico en el que han insertado la SIM duplicada, accediendo de esta manera a continuación a la banca online de la víctima.

Esta, en ese momento, se queda sin línea de teléfono al no poder haber dos SIM activas asociadas al mismo número.

En este punto, los autores realizan un cambio de titularidad de la SIM para que la víctima no pueda recuperar la línea y le dé tiempo así a la organización a realizar el mayor número de operaciones fraudulentas, antes de que se dé cuenta el perjudicado y denuncie los hechos ante las autoridades.

Una vez que llega el SMS con la nueva contraseña al terminal telefónico bajo control de la organización, acceden a través de la aplicación a la banca online de la víctima y visualizan sus tarjetas bancarias, las cuales vinculan a aplicaciones móviles para realizar reintegros en cajeros y pagos a través de teléfono.

Por último, y para lo cual colaboran otros miembros de la organización, realizan reintegros en cajeros automáticos o compras en comercios en perjuicio de las víctimas, cubriéndose el rostro para no ser reconocidos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento