Por qué deberías tirar de la cadena con la tapa del inodoro bajada

Como es lógico es uno de los lugares en los que más se acumulan bacterias, debido principalmente a la humedad. En sitios como el inodoro, el lavabo, el suelo o, por supuesto, donde dejas el cepillo de dientes, lo más seguro es que proliferen. Una limpieza semanal es casi obligatoria.
El riesgo de infección en baños.
Pixabay/midascode
Como es lógico es uno de los lugares en los que más se acumulan bacterias, debido principalmente a la humedad. En sitios como el inodoro, el lavabo, el suelo o, por supuesto, donde dejas el cepillo de dientes, lo más seguro es que proliferen. Una limpieza semanal es casi obligatoria.
El riesgo de infección en baños.
PIXABAY /midascode - FLORIDA ATLANTIC UNIVERSITY

El lavado regular de manos siempre ha sido una recomendación de las autoridades sanitarias para evitar la contaminación por bacterias, virus u otros microorganismos. Sin embargo, el mensaje de refuerzo de la higiene de manos se ha potenciado debido a la pandemia de la Covid-19.

Recientemente, un nuevo estudio ha puesto en evidencia los peligros de tener la tapa del inodoro abierta, los cubos de basura descubiertos y los desagües defectuosos por la propagación de infecciones en baños públicos. La investigación, que ha sido publicada en la revista 'Science of the Total Environment', ha revelado que los bioaerosoles pueden transmitirse de forma potencial si se deja la tapa del inodoro abierta después de tirar de la cadena.

¿Cuál es el riesgo de transmisión de enfermedades?

Para llevar a cabo este estudio, un equipo de investigadores de la Universidad Nacional Australiana y la Universidad de Australia del Sur evaluaron 38 análisis diferentes de 13 países para comprobar el riesgo de transmisión de enfermedades infecciosas en baños públicos.

"Los resultados mostraron evidencia generalizada de superficies contaminadas como una causa de transmisión fecal-oral, pero no hubo casos documentados de transmisión de enfermedades infecciosas relacionadas con el aire", detallan en un comunicado

Se ha identificado una amplia gama de bacterias intestinales y cutáneas en baños públicos.

En este sentido, los riesgos son bajos si se minimiza el tiempo en el baño, si hay un lavado y secado adecuado de las manos y si no se consume ningún alimento o bebida mientras estás en estos espacios. Esto se debe a que se ha identificado una amplia gama de bacterias intestinales, cutáneas y del suelo y virus respiratorios en los baños públicos.

Concretamente, tirar de la cadena con la tapa abierta, no lavarse las manos de forma correcta, la escasa limpieza, los desagües bloqueados y los cubos de basura descubiertos contribuyen a las cargas bacterianas y virales pesadas en los baños.

"Aunque existe un riesgo potencial de que los aerosoles se propaguen por la descarga del inodoro y el secado de las manos, no encontramos evidencia de transmisión aérea de patógenos intestinales o respiratorios en los baños públicos en la literatura que revisamos", argumenta la coautora del artículo y científica ambiental de UniSA, la profesora Erica Donner.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento