Logo del sitio

Un fármaco experimental bate récords de pérdida de peso en los últimos resultados de sus ensayos clínicos

Tras los atracones navideños llegan las dietas y un propósito que la mayoría de los mortales no consigue cumplir: adelgazar.
El fármaco está en su última etapa de ensayos.a
KATEMANGOSTAR / FREEPIK

Un fármaco experimental que se está investigando clínicamente por sus efectos sobre el peso corporal en personas obesas y con sobrepeso ha logrado una pérdida de peso sin precedentes para los participantes en el ensayo, a la par de las opciones quirúrgicas, revela la compañía detrás del fármaco, según Science Alert.

La tirzepatida, desarrollada por la compañía farmacéutica estadounidense Eli Lilly and Company (Lilly), es una inyección semanal que promueve la pérdida de peso al imitar los efectos de las hormonas naturales llamadas incretinas. Estas hormonas reducen el azúcar en la sangre después de comer, además de regular los procesos metabólicos relacionados con la digestión.

En el caso de la tirzepatida, que aún no está disponible en el mercado a la espera de más estudios clínicos, el fármaco es una combinación sintética de dos incretinas particulares, denominadas GLP-1 (péptido similar al glucagón-1) y GIP (polipéptido insulinotrópico dependiente de glucosa). 

La primera hormona, GLP-1, es la base del medicamento contra la diabetes semaglutida, que fue aprobado en los EE UU como un medicamento para bajar de peso en 2021, lo que representa la primera vez que la FDA respalda un nuevo tratamiento para bajar de peso en varios años.

Esa aprobación se concedió tras los resultados descritos como un "cambio de reglas" para la pérdida de peso, pero parece que la formulación de tirzepatida, gracias a la adición de GIP junto con GLP-1, bien podría cambiar el juego nuevamente.

Hasta 24 kg de pérdida

En los resultados de la Fase 3 del ensayo clínico en curso SURMOUNT–1 que investiga los efectos de la tirzepatida, los investigadores reclutaron a 2.539 participantes con sobrepeso u obesidad (con una comorbilidad relacionada con el peso pero sin diabetes tipo 2).

Los participantes recibieron tirzepatida o un placebo durante 72 semanas, junto con apoyo para seguir una dieta baja en calorías y aumentar sus niveles de actividad física.

La tirzepatida se administró en una de tres dosis diferentes (5, 10 o 15 miligramos en la inyección semanal), pero los tres grupos experimentaron niveles significativos de pérdida de peso durante el transcurso del estudio.

Con la dosis más alta (15 mg), los participantes vieron reducciones de peso promedio del 22,5% de su peso corporal (24 kg), mientras que la dosis de 10 mg logró una pérdida de peso del 21,4% (22 kg), y la dosis de 5 mg vio una reducción del peso corporal del 16% (16 kg).

En comparación, el grupo de placebo perdió solo el 2,4% de su peso corporal (2 kg). Anteriormente, los ensayos de pérdida de peso con semaglutida promediaron una pérdida de peso de aproximadamente el 17%.

"La tirzepatida es el primer medicamento en investigación que ofrece una pérdida de peso de más del 20% en promedio en un estudio de fase 3", dijo el médico de investigación clínica Jeff Emmick, vicepresidente de desarrollo de productos de Lilly.

La tirzepatida es el primer medicamento en investigación que ofrece una pérdida de peso de más del 20% en promedio en un estudio de fase 3

Si bien los resultados aún no han sido revisados por pares, Lilly dice que se presentarán para tal consideración en el futuro. Mientras tanto, el estudio en el ensayo SURMOUNT-1 está en curso, junto con los ensayos SURMOUNT relacionados, cuyos resultados se espera que se anuncien en 2023.

Efectos adversos

Sin embargo, ya sabemos que la tirzepatida no le sienta bien a todos los que la toman. Si bien los resultados promedio de pérdida de peso parecen superar ligeramente al tratamiento con semaglutida y están a la par con la pérdida de peso que los pacientes podrían esperar de la cirugía bariátrica, algunos participantes en el grupo de tirzepatida experimentaron efectos adversos.

Dependiendo de la dosis, hasta un tercio del grupo de tirzepatida experimentó náuseas, mientras que la diarrea también fue relativamente común (entre el 18,7 y el 23% de los participantes). Algunas personas también experimentaron vómitos y estreñimiento, aunque vale la pena señalar que solo un pequeño porcentaje de participantes abandonó el estudio debido a estos efectos.

Otra posible barrera para digerir la tirzepatida es la cuestión del precio, suponiendo que los resultados de investigaciones posteriores convenzan a la FDA de aprobar el medicamento para pacientes con pérdida de peso (el medicamento ya se ha presentado para revisión regulatoria para el tratamiento de la diabetes).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento