Las 20 zonas más calientes de ellos (V): esta vez aprenderás a hacerle disfrutar sin manos

Imagen de una pareja en actitud cariñosa.
Imagen de una pareja en actitud cariñosa.
CASCH/SXC.HU

Hoy vamos a dejar las manos a un lado. No sólo las manos pueden dar placer ¿Te imaginas el placer que puedes obtener y ofrecer con la boca? Te lo voy a contar. Hacer una buena felación puede convertirse en tu sello personal. Es como subir una escalera.

17.Primer piso: el beso. Para empezar no toques el pene hasta que no lo notes bien excitado. Ya sabes como hacerlo. Bésale, empieza por la planta de los pies, dedo a dedo. Asciende por las pantorrillas, detente en los muslos por dentro y por fuera. Acércate y roza la zona de máximo placer. Hazle pensar que tus labios se van a detener allí pero ¡llévatelos a otra zona! El pubis, el ombligo, las brazos, el pecho, cuello, cara, orejas... toda la piel espera que la beses. Cuando le notes gemir, y veas su pene erecto, entonces si.

Acércate al pene: sí. Sólo si está excitado. Sino, invierte el tiempo necesario en el arte y el placer del beso ¿Hace falta explicar los tipos de besos que hay? Con lengua, con lametazo, sólo piquitos, con mordisco sin dientes, con dientes, con chupetón... y todos los que se te ocurran. Practica todas las variaciones que se te ocurran y observa la que más le gusta para ponerla en práctica la próxima vez.

18.Segundo piso: comodidad. El aquí te pillo y aquí te mato es estupendo, a veces, la urgencia de la pasión no deja tiempo ni para posturitas, ni para comodidades. Cuando te encuentras con alguien que te vuelve loca no te vas a poner a discutir qué lado de la cama prefieres. Pero esta vez no es el caso. Llevas días pensando en darle una sorpresa a tu chico, imaginándote la escena, preparando y puliendo los detalles.

El cómo le coloques tiene mucha importancia. Lo mejor es en la cama boca arriba. Arrodíllate entre sus rodillas y empieza lamiéndole la cara interior de uno de sus muslos, sube hasta el periné y baja por el otro muslo. Le encantará, porque tu pelo le rozará el pene y las pelotas. Repítelo un par de veces. Pasa la lengua moviéndola sobre los huesos de la cadera y luego baja, baja...

19.Tercer piso: también las manos. Puede que tengas algunos reparos. No asocies mamada a horas y horas de succión con la boca, a la sensación de ahogo, o al sabor del semen en la boca. En esta práctica hay diferentes niveles y tú tienes que elegir hasta donde llegar y donde quieres parar. También puede que pienses que el pene es un lugar sucio, no lo es más que la boca o la cara, pero si quieres estar tranquila, cuando pienses hacer un felación, prepara una ducha o un baño y enjabona bien la zona para que estés segura de que su piel está perfectamente limpia y vas a poner tu boca en un lugar higiénico.

Ponlo en tu boca, esconde los dientes dentro de los labios, aunque no toques el pene con los dientes, a él se le pondrán los pelos de punta si te los ve, escóndelos. No olvides la manos, agarra el tallo del pene con fuerza y sigue moviéndolas mientras acaricias con la boca.

20.Ático: el glande. Esa el la parte que tiene que quedar dentro de la boca, no metas nada más o el pene tocará la campanilla y te darán ganas de vomitar. Para prevenir esto empuja el glande contra el paladar con la lengua y mantenlo así mientras mueves la cabeza. No te preocupes del líquido que segrega el glande, es el líquido de Cooper, aunque lo deseara tu chico no lo puede controlar. No pares hasta el final o tu chico no te lo perdonará. Inclina tu cabeza y lame suavemente la punta sin parar.

Puede que notes que se retuerce, entonces para. Otro truco. Ve cambiando el ritmo. Empieza suave pero poco a poco increméntalo. Chupa cada vez más rápido moviendo la cabeza. Si no sabes cómo acabar, coloca la mano de él en tu cabeza para que él lleve el ritmo final. Si quieres recibir el semen en tu boca puede hacerlo. No es el líquido de vida que los chicos creen pero tampoco es el líquido asqueroso que creen las chicas. Es parecido a la saliva y te encantan los besos con lengua...

Mostrar comentarios

Códigos Descuento