Estas son las situaciones de riesgo en las que hay que vacunarse contra la hepatitis A

Vacunación, vacuna
La vacunación está recomendada en personas de riesgo.
EUROPA PRESS/SESCAM

La hepatitis A es una enfermedad hepática que puede ser realmente grave en determinados colectivos si no se trata correctamente. El virus que causa la enfermedad pertenece a la familia Picornaviridae y está incluido en el género Hepatovirus

La vía de transmisión principal es mediante el contacto con las heces de personas infectadas o a través de la ingesta de alimentos, agua u objetos que estén contaminados. Aunque suele desarrollarse de forma asintomática en la población infantil menor de seis años, la hepatitis A puede manifestarse con un cuadro clínico grave en otros grupos de edad.

De hecho, si surgen complicaciones puede originar un fallo hepático e incluso la muerte, "aunque esto es poco frecuente y sucede más frecuentemente en personas de 50 años o más y en personas con otras enfermedades hepáticas, como la hepatitis B o C", destacan en MedlinePlus

Los signos de alarma principales son fiebre, cansancio generalizado, dolor de estómago, falta de apetito, vómitos y nauseas, diarrea, orina de color oscuro y piel amarillenta. 

La vacuna es la mejor herramienta de prevención aunque, tal y como subraya el Ministerio de Sanidad, en España "no está indicada de forma generalizada en la infancia", debido a que no es un país con alta endemicidad. Las vacunas están compuestas por virus inactivados, "de forma que no pueden producir la enfermedad, pero sí mantienen su capacidad de estimular la producción de defensas".

¿Cuándo es necesaria la vacunación?

Según el documento de Sanidad, la administración de esta vacuna consiste en una única dosis y otra de refuerzo con un intervalo mínimo entre ambas de seis meses para otorgar inmunidad a largo plazo. ¿Quiénes deben ponerse la vacuna? ¿En qué situaciones está recomendada? 

Se consideran personas de riesgo aquellas que padezcan una enfermedad hepática o alcoholismo crónico; que hayan sido trasplantados o estén a la espera de un trasplante; que tengan infección por VIH, y aquellas que sufran problemas de drogadicción o que practiquen conductas sexuales de riesgo. 

La edad mínima de vacunación autorizada es "a partir de los 12 meses de edad, aunque puede estar justificada a partir de los seis meses en determinadas circunstancias", indica el Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría (CAV-AEP). 

Por otro lado, la vacunación preexposición está indicada en determinadas situaciones:

  • Si se realiza un viaje a zonas de alta o intermedia endemicidad de hepatitis A o a lugares con condiciones higiénico-sanitarias deficientes. 
  • Personas con determinadas afecciones médicas como enfermedad hepática crónica por infección de hepatitis B o C, cirrosis, enfermedad del hígado graso, enfermedad hepática alcohólica o hepatitis autoinmune. 
  • Cuidadores o contactos estrechos de personas con hepatitis A. 
  • Personas afectadas por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). 
  • Personal sanitario, docentes o trabajadores de centros asistenciales. 
  • Personas que estén recibiendo un tratamiento con concentrados de factores de coagulación.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento