¿Por qué nos dormimos cuando nos aburrimos? La ciencia responde

  • La respuesta está en una parte del cerebro, el núcleo accumbens.
Cuando nos aburrimos tendemos a quedarnos dormidos.
Cuando nos aburrimos tendemos a quedarnos dormidos.
GTRES

Si algo nos aburre es habitual bostezar e incluso quedarse adormecido, incluso si estamos descansados. ¿Por qué reacciona nuestro cuerpo de esta manera? Lo que se conoce hasta ahora sobre los procesos biológicos que controlan el sueño es que hay dos principales: el primero es el impulso homeostático, la demanda del cuerpo de autorregulación para garantizar su supervivencia y, el segundo, un proceso circadiano que impulsa a regular los horarios internos con los de la Tierra.

En el caso del aburrimiento, la respuesta la han dado científicos del Instituto Internacional de Medicina del Sueño de la Universidad de Tsukuba (Japón) y del Departamento de Farmacología de la Universidad de Fudan en la Escuela de Ciencias Médicas Básicas (China) en una investigación publicada en Nature Communications.

Han descubierto que nuestra parte del cerebro asociada con la motivación y el placer, el núcleo accumbens, puede provocar sueño. Por esta razón, se puede entender cómo la respuesta biológica ante la ausencia de estímulos motivadores es tender a quedarnos dormidos.

Para llegar a esta conclusión, se usaron técnicas de resonancia magnética y de quimiogenética con las que se controlaba la actividad neuronal en ratones en el núcleo accumbens, llegando al resultado de que éste tiene una fuerte capacidad de inducir a un sueño conocido como de onda lenta, por la tensión lenta y de alto voltaje de las ondas cerebrales.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento