Si cambio solo dos ruedas, ¿las coloco delante o detrás?
El número de kilómetros máximo antes de cambiar las ruedas se sitúan alrededor de los 40.000. Freepik

Los neumáticos del coche son uno de los elementos más importantes del vehículo. Están en contacto directo con el asfalto y, por tanto, es imprescindible que tanto la rodadura como la presión, estén en buen estado.

Según un estudio realizado por Acierto.com, el 50% de los conductores no cambia las ruedas a tiempo y solo un 30% de los conductores españoles realiza la puesta a punto de su vehículo antes de realizar un viaje.

Una de las situaciones que se puede dar en las ruedas es que las cuatro no estén desgastadas por igual y solo tengamos que cambiar dos de ellas. En este caso, lo más recomendable es colocarlas detrás, independientemente de si el coche es tracción trasera o delantera.

Tal y como explican en la revista 'Tráfico y Seguridad Vial', al instalar los neumáticos nuevos en el eje trasero la adherencia será mayor y se evitará que, en una situación extrema como curvas muy cerradas, frenazos repentinos o calzadas deslizantes, el coche patine de atrás. En cambio, si la pérdida de estabilidad se sitúa en la parte delantera, es una situación más fácil de controlar con la dirección.

El número de kilómetros máximo antes de cambiar las ruedas se sitúan alrededor de los 40.000, pero el 46% de los conductores españoles las sustituye tras superar los 50.000.

La realidad es que, si la rodadura de la rueda de la goma es inferior a 1,6 milímetros, el neumático está desgasto y hay que cambiarlo. Para saber si está desgastado se puede comprobar con el truco de la moneda de un euro. Consiste en colocar la moneda sobre la banda de rodadura de la rueda. Si el borde dorado que rodea la moneda queda cubierto por la goma del neumático significa que todavía tiene vida útil y no es necesaria su sustitución.