¿Conoces (y usas correctamente) todas las luces de tu coche?

La seguridad vial depende en gran medida del estado de los faros y de la visibilidad de la que gocen.
La seguridad vial depende en gran medida del estado de los faros y de la visibilidad de la que gocen.
Freepik

La visibilidad es un factor clave a la hora de conducir un coche con seguridad. Para fomentar esta característica, los coches disponen de un completo sistema de iluminación exterior que se compone de:

  • Luces de cruce con un alcance corto permiten que el conductor vea unos metros por delante de su vehículo sin deslumbrar a los coches con los que se cruza circulando en sentido contrario.
  • Luces de carretera.Permiten ver un gran espacio delante del vehículo para circular con seguridad en carretera, pero pueden deslumbrar a los coches con los que nos cruzamos o, incluso, molestar al conductor que llevamos delante si no respetamos la distancia de seguridad.
  • De posición. Su uso es limitado, ya que no sirven para que el conductor pueda ver mientras circula si no para indicar al resto de coches la presencia y posición del vehículo en situaciones de visión reducida.
  • Antiniebla. Tampoco facilitan la visibilidad del conductor, pero permiten a otros coches vislumbrar la presencia de un vehículo en la niebla sin deslumbrar a las personas que van en el interior del coche.
  • Luces de freno. Su función es avisar al vehículo de circula detrás del nuestro de que estamos pisando el freno, por lo que él debe reducir su velocidad y mantener la distancia de seguridad dentro de la medida de lo posible.
  • Intermitentes. Si los usamos correctamente permiten que comuniquemos nuestras intenciones al resto de vehículos, podamos adelantarnos a las suyas y, por lo tanto, la circulación resulte más fluida.
  • Marcha atrás. Se encienden para advertir que vamos a circular hacia atrás. 
  • De emergencia. En realidad es lo mismo que activar todos los intermitentes del coche a la vez, pero el mensaje que transmite es diferente, ya que indica que hay algún peligro o situación inesperada en la carretera y alerta a los conductores que van detrás de nuestro coche para que reduzcan velocidad y permanezcan atentos. Si se usan mientras el vehículo está parado advierten de la presencia del mismo, que probablemente, se encontrará estacionado en algún lugar donde puede generar una situación de riesgo.

Tan importante para la seguridad de todos los ocupantes del coche es que estas luces se usen y se puedan ver bien, que hay multitud de trucos caseros para tener los faros del coche impolutos como, por ejemplo, limpiarlos con pasta de dientes. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento