Llaves de un coche
Llaves de un coche ARCHIVO

Ya hay teorías que hablan de la extinción de las llaves para abrir los coches, lo que no está claro es cómo será la tecnología que las reemplace. Por un lado, ya se ha hablado de los avances a este respecto que se han ido llevando a cabo desde Hyundai Motor Group. Desde esta compañía, recientemente, han anunciado el desarrollo de una “llave digital” que permitirá a los conductores abrir y encender su coche utilizando solo el teléfono móvil, es decir: El teléfono móvil servirá no solo para comunicarnos, sino que se usará para abrir y poder conducir nuestro vehículo. 

Por otro lado, desde Biometric Vox, empresa tecnológica española especializada en herramientas de biometría de voz, proponen otro tipo de alternativa para despedirnos des las llaves del coche. Para ellos, la clave esta en algo mucho  más personal que el teléfono móvil: el reconocimiento por voz.

Este tipo de solución tiene una importante ventaja frente a cualquier otra propuesta y es la seguridad que supone al dueño del coche, ya que si bien todos los dispositivos físicos de seguridad son factibles de llegar a ser replicados, la dificultad para replicar una voz que engañe a un sistema de reconocimiento de voz por biometría es tan complejo que hoy resulta prácticamente imposible, ya que se utilizan más de cien parámetros distintos (frecuencia, tono, cajas de resonancia…) para comprobar la identidad de quien pretende abrir el coche y, además, el sistema en el que se está trabajando incluye sistemas para detectar grabaciones, inyecciones de audio, etc.

Por otro lado, para poder abaratar costes y resultar eficiente, el sistema puede utilizar los micrófonos que ya están integrados en los propios vehículos. Esto también ayuda a que no haya ningún elemento externo que pueda atraer la atención de los ladrones.

Emplearlo sería muy sencillo, ya que el propietario solo tiene que grabar una frase predefinida que será la que desbloquee el vehículo cuando él la pronuncie.

Pueden incluso existir más opciones en las que se esté trabajando para desbloquear el coche, pero, de momento, en lo único que todo el mundo está de acuerdo es que realmente, dentro de unos años, los dispositivos físicos como las llaves o los sistemas de radiofrecuencia actuales van a quedarse completamente obsoletos. Aunque no son el único elemento del coche que tiene los días contados