Campaña de boicot a los alimentos envasados en plástico.
Campaña de boicot a los alimentos envasados en plástico. ZERO WASTE

¿Es posible vivir una semana sin comprar alimentos envasados en plástico? A priori puede parecer un reto sin mucho mérito, pero basta darse una vuelta por cualquier supermercado para comprobar que el plástico está en todas partes. Incluyendo donde no hace ninguna falta.

El uso excesivo, y muchas veces absurdo, de envases para alimentos frescos que no lo necesitan se ha convertido en un gran problema medioambiental, por mucho que la retirada de las bolsas de plástico gratuitas de los supermercados haya sido un claro paso adelante.

Ahora, la plataforma Zero Waste España y diversas asociaciones ecologistas quieren ir un paso más allá y presionar a los supermercados para que eliminen de sus lineales este tipo de productos. Y nada mejor para presionarles que atacar donde más duele: el bolsillo.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de ecoamigable•natural•artesanal (@latienditasustentable) el1 Jun, 2019 a las 7:53 PDT

¿Qué pasaría si del 3 al 9 de junio nos unimos y no consumimos productos envasados en plástico desechable?, se preguntan los promotores de la campaña #‎boicotalplástico, que anima a los consumidores a no comprar este tipo de productos envasados durante unos días.

Aunque es verdad que el impacto real de una acción tan corta no dejará los oceanos limpios de plástico, el objetivo es llamar la atención sobre este problema y obligar a la gran distribución a que mueva ficha de una vez. Al fin y al cabo, si se venden tomates o plátanos en una bandeja de plástico y recubiertos de plástico es porque alguien los compra.

Y para conseguirlo, desde Greenpeace -que también apoya este boicot- aportan algunos consejos a la hora de hacer la compra: apostar por los productos a granel en vez de los ya envasados, planificar bien lo que necesitamos para evitar la compra compulsiva y, por supuesto, llevar envases propios.