¿Cuánto tiempo dura el salmorejo o el gazpacho en la nevera?

Salmorejo
Salmorejo
EMMA GARCÍA

Pocos platos hay más veraniegos, refrescantes y fáciles de hacer en casa que un buen gazpacho o salmorejo. Y aunque la tentación sea hacer mucha cantidad cada vez que nos ponemos, siempre surge la misma pregunta: ¿Cuánto tiempo aguantan en la nevera?

Como siempre, recurrimos a nuestro experto de cabecera cuando hay sobre la mesa temas de seguridad alimentaria: Lluís Riera de la consultoría Saia. La buena noticia -nos explica- es que a diferencia de otros alimentos más problemáticos en verano, tanto el salmorejo como el gazpacho son menos peligrosos. Su base es ácida (tomate) y apenas hay proteína.

Eso no significa que nos podamos despistar. Si hablamos de productos ya preparados, hay que seguir las indicaciones del fabricante, pero una vez abierto no es buena idea pasar de 3 o 4 días en la nevera. Exactamente lo mismo en el caso de las versiones caseras, a las que se les suele dar una vida útil de 3 días en frío.

Un plato de gazpacho con verduras, típico de la cocina española en verano.
Un plato de gazpacho con verduras, típico de la cocina española en verano.

¿Pero podemos hacer algo a la hora de preparar la receta para que aguante un poco más o mejor? Sí, pero no cabe esperar milagros ni confiarse demasiado. Mejor ajustar cantidad y no pasarse de tres días.

De todos modos, un poco de vinagre siempre ayuda como conservante natural. Es verdad que el sabor que aporta tiene sus defensores y detractores -a nosotros no nos hace demasiada gracia- pero es interensate tener en cuenta este detalle.

Exactamete lo mismo pasa con el limón. De hecho, si el sabor del vinagre no nos gusta, unas gotitas de limón pueden tener el mismo efecto sin afectar tanto al gusto del plato.

Salmorejo cordobés
Salmorejo cordobés

El ajo, gracias a sus propiedades antibacterianas, consigue que los microorganismos tarden más en proliferar, y por tanto nuestro gazpacho o salmorejo aguantará algo mejor el paso del tiempo. Así que si tenemos intención de guardar el gazpacho (o cualquier otra sopa fría en realidad) sólo tenemos que aumentar la dosis de ajo.

¿Y congelarlo? La buena noticia es que sí, se puede congelar. La mala es que afecta bastante a la textura una vez descongelado. Así que, teniendo en cuenta lo rápido que se prepara, lo haremos sólo cuando la única opción sea congelar o tirar.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento