¿Servirá este debate sobre la menstruación para que la regla salga del armario?

Imagen de 'Red', de Disney/Pixar.
Imagen de 'Red', de Disney/Pixar.
Cinemanía

El borrador de reforma de la ley del aborto incluye un apartado en el que se estipula el derecho a la baja laboral por menstruaciones incapacitantes. Al hacerlo, ha logrado algo insólito: que por fin hablemos (casi) abiertamente de la menstruación, el gran tabú del siglo XXI. Incluso la última película de Pixar, Red, que ha sido aplaudida por su apuesta por la diversidad, no solo habla de la primera menstruación como de algo traumático, sino que para aludir a la regla, recurre a todo tipo de eufemismos. Resulta paradójico que precisamente en un momento en el que disponemos de todo tipo de información multidisciplinar y al alcance de todos, la regla siga siendo silenciada. ¿Por qué es vital visibilizarla? ¿Cuál es el motivo por el que sigue siendo tabú? Hablamos con las expertas para conocer los motivos y ahondar en la importancia de desestigmatizar la menstruación.

El porqué del estigma menstrual

“La menstruación y el ciclo menstrual tienen en la mayoría de las sociedades connotaciones de suciedad e impureza. En muchas ocasiones, además, se asocia a símbolo de debilidad. Las creencias y actitudes colectivas hacia el ciclo menstrual no solo parecen intervenir en lo que experimentan las mujeres, sino que se emplean como explicaciones para la conducta femenina afectando, según el sociólogo francés Pierre Bourdieu, la manera en que una mujer menstruante es vista o aceptada en los planos públicos y privados y en cómo se le asignan actividades permitidas y no permitidas según su sexo”, escribe Alicia Botello Hermosa en ¡Llegó la regla! Un análisis antropológico y de género sobre la menstruación en España

¿Por qué la regla siempre es vista desde un prisma negativo? Paloma Alma, fundadora y CEO del proyecto CYCLO (sobre productos de higiene menstrual sostenibles) nos da su opinión. “Creo que en los últimos años hemos avanzado muchísimo, hace apenas cinco o seis años era imposible hablar en los términos que lo hacemos hoy en día sobre la menstruación en espacios que no fueran exclusivamente médicos o femeninos, sin embargo, ahora mismo ya podemos hablar de nuestra menstruación en otras esferas de la vida, como la social, la laboral o la familiar. Aún así, sigue siendo tabú en parte porque hay un porcentaje altísimo de la población que sigue sin recibir educación menstrual y por tanto, sin entender todo lo que implica el ciclo menstrual más allá de simplemente 'sangrar'. Creo que es importantísimo recibir una educación menstrual integral para realmente terminar de romper el tabú y la estigmatización de la menstruación de una vez por todas, y que esta educación no dependa solamente del interés personal de mujeres y colectivos, si no que haya programas en escuelas e instituciones. A través de CYCLO cada vez llegamos a más ayuntamientos por ejemplo, que entienden lo importante que es introducir estos temas para la mejora de la calidad de vida de las mujeres que acuden a estos talleres”, explica. 

Paloma Alma, CEO de CYCLO y escritora de 'Cyclo, tu menstruación libre y en positivo'
Paloma Alma, CEO de CYCLO y escritora de 'Cyclo, tu menstruación libre y en positivo'
Instagram / @palomaalma__

Cristina Torrón, creadora de Menstruita, cree que la razón por la que la menstruación está silenciada es que al ser un proceso femenino, es visto como algo negativo. Esa idea la refuerza Gloria Steinem en Si los hombres menstruaran, un texto en el que se pregunta qué pasaría si de repente, los hombres pudieran menstruar y las mujeres no. “Lo cierto es que, si los hombres pudieran menstruar, las justificaciones de poder serían infinitas”, escribe.

Visibilizar la regla: una tarea pendiente

¿Por qué es tan importante hablar de la menstruación? “Más allá de hablar de la regla, yo iría directamente que tenemos que visibilizar el ciclo menstrual de manera integral. Es parte de nosotras, convivimos con nuestro ciclo diariamente la mitad de nuestra vida. En concreto, la menstruación nos acompaña durante unos días, todos los meses, a lo largo de al menos 40 años. Es un signo vital, un indicador de salud, forma parte de nuestra vida y por tanto no tiene sentido ignorarla o tratarla como algo "anecdótico". Si aprendemos más sobre nuestra menstruación y sobre nuestro ciclo, conseguiremos vivirla de manera mucho más saludable”, asegura. 

Cristina Torrón continúa. “Es un tema básico y natural de la vida que sigue siendo tabú a nivel mundial, porque en todos los países y culturas siempre hay connotación negativa. Conocerla y saber el proceso es la única manera para normalizarla e intentar luchar contra esto, para que así sea vista como algo bonito y natural”, explica. Le preguntamos cómo lograrlo. “Lo primero es tener la responsabilidad de aprender para trasladar a las siguiente generaciones este conocimiento. Hay que normalizarlo, y sería ideal que desde las escuelas se pudiera estudiar curricularmente, pues es algo que forma parte de nuestra vida durante cuarenta años y que forma parte de la sociedad. Desde las escuelas y desde las casas, todo el mundo tendría que intentar (también los hombres) aprender un poco qué es la menstruación, porque no implica únicamente sangrar unos días al mes. Somos cíclicas durante muchos años, hay procesos hormonales, enfermedades asociadas y un sistema que tendría que ponerse al día. Hay que tener esa responsabilidad para poner este tema sobre la mesa”, indica.

Por su parte la marca de productos dedicados en exclusiva al cuidado femenino y a todos los aspectos de la salud íntima de las mujeres Intimina, nos invita a compartir nuestras experiencias con la menstruación en su plataforma digital ‘el teléfono rojo de Intimina’. Se trata de una iniciativa que lucha para derribar las barreras que existen alrededor de la menstruación, adquirir buenos hábitos y resolver dudas. Por cada experiencia publicada, la marca donará 3 euros a la ONG 'Save a Girl. Save a Generation'

La importancia de que las mujeres cuenten sus experiencias radica en que hasta hace muy poco, nuestra experiencia menstrual ha sido escrita por los hombres. De ahí la necesidad de apropiarnos de nuestro ciclo y dar voz a la menstruación, el gran tabú del siglo que lucha por gritar. “Durante las últimas décadas las mujeres han luchado mucho para romper los mitos y la desinformación en torno a la salud íntima femenina y la sexualidad. Hablar de la menstruación es importante porque ayuda a desmontar la cultura de la vergüenza y de la desinformación que han existido desde hace miles de años. Intercambiar información, ideas y experiencias sobre la regla puede ser un momento de empoderamiento increíble demostrando así que es un signo vital y natural. Llamémosla por su nombre, no tengamos vergüenza de estar con la regla en ningún entorno”, sentencia el equipo de las bragas menstruales de Freeu.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento