Logo del sitio

Aircross: conoce las claves de la gama SUV de Citroën

  • El pequeño C3 y el más grande y tecnológico C5 Aircross ofrecen un excelente valor añadido para la familia o el ocio.
Citroën C3 y C5 Aircross.
El Citroën C3 y C5 Aircross comparten muchas características, aunque cada uno con su propio estilo.
CITROËN/J.M. IZQUIERDO

Los coches tipo SUV siguen viviendo un momento muy dulce en España. Según los datos de las matriculaciones de turismos hasta agosto, este tipo de vehículos acapara el 58% de las ventas, que es una cifra impresionante.

Citroën cuenta en su gama con dos representantes entre los SUV, el C3 Aircross en el segmento B, el de los vehículos utilitarios, y el C5 Aircross en el C, el de los compactos. Para la marca son muy importantes, no en vano son los elegidos por el 34% de su clientela y la demanda sigue creciendo a pesar del desplome general de las ventas en España.

¿Qué tienen estos modelos de particular? Fundamentalmente su doble vocación, ya que sirven para la ciudad y el uso cotidiano o para las excursiones y los viajes, incluso más allá del asfalto.

En 20Minutos hemos analizado los SUV de Citroën a través de las distintas tomas de contacto y pruebas realizadas en los últimos años (ver enlaces arriba), así que ahora nos vamos a centrar en sus aspectos clave.

Citroën C3 Aircross.
Interior del Citroën C3 Aircross, un modelo que se fabrica en España. Muy curioso el formato de los aireadores.
CITROËN/J.M. IZQUIERDO

El tamaño importa

Es difícil aportar más en el espacio que les brinda cada segmento. El “pequeño” C3 mide 4,1 metros de largo, apenas 20 cm más que el utilitario C3 del que deriva, pero su altura de 1,6 metros resulta definitiva para ese mayor espacio general que aporta su interior.

En el caso del C5 Aircross, sobre una longitud de 4,5 metros poco más se puede pedir, porque sus 2,7 metros de distancia entre ejes permiten a los ocupantes disfrutar de una gran amplitud en el habitáculo.

Confort y modularidad

El concepto Advanced Comfort de Citroën se traslada a ambos modelos a través de los asientos, que son referencia en el mercado por la comodidad que aportan –ahora con un mullido 15 mm más espeso que antes–, y por la suspensión progresiva con topes hidráulicos en el C5 Aircross, que filtra con gran eficacia las irregularidades del terreno.

Citroën C5 Aircross.
El habitáculo del Citroën C5 Aircross, en este caso la versión híbrida, tiene mucha calidad.
CITROËN/J.M. IZQUIERDO

En cuanto a la modularidad, las banquetas traseras deslizantes y los asientos abatibles multiplican las posibilidades del interior. Esto es especialmente destacable en el C3 Aircross, cuyo maletero llega hasta los 520 litros de capacidad y además, según la configuración de los asientos, puede albergar objetos de hasta 2,40 metros de longitud. El C5, por su parte, ofrece hasta 720 litros de capacidad (600 litros las versiones híbridas), un volumen que queda por encima de SUV de la competencia con mayor tamaño.

Variedad de motores

La oferta C3 Aircross contempla mecánicas gasolina PureTech y diésel BlueHDi con potencias entre los 110 y 130 caballos, muy solventes y con posibilidad de combinarse con cambios manuales de 6 marchas o automáticas de 8.

El C5 Aircross también ofrece motores de 130 caballos con los dos tipos de combustible, pero sube la apuesta con una mecánica híbrida enchufable de 225 caballos que dispone de etiqueta Cero y 55 kilómetros de autonomía cien por cien eléctrica. Esta variante supone el 38% de las ventas de este modelo, por lo que es la gran apuesta de presente de la marca.

Citroën Aircross.
No llegan a ser todoterrenos, pero se desenvuelven muy bien fuera del asfalto.
D.P.

Dentro y fuera del asfalto

Gracias a las ruedas de gran tamaño y a la distancia de la carrocería al suelo (17,5 cm el C3 y 23 cm el C5 Aircross), unido a la posición alta al volante, la conducción de estos SUV resulta gratificante en toda circunstancia. Además, opcionalmente estos modelos pueden contar con el control de descensos Hill Assist y con el sistema Grip Control, un sistema electrónico que se adapta a condiciones especiales del terreno, tales como arena, barro o nieve.

Citroën C3 y C5 Aircross.
Los dos modelos tienen maleteros grandes: hasta 520 litros el C3 Aircross y hasta 720 el C5.
CITROËN/J.M. IZQUIERDO

Buena relación calidad-precio

El Citroën C3 Aircross estructura la gama en torno a los acabados Feel, Feel Pack, C-Series, Shine y Shine Pack. Puede acumular un gran equipamiento, sobre todo en materia de seguridad, y el precio de partida con descuentos arranca en los 17.850 euros. También se puede financiar por 185 euros al mes en 44 cuotas (con 1.894 euros de entrada y una última de 11.441 euros).

Por su parte, el C5 Aircross escala de nivel en cuanto a equipamiento, destacando el de confort y tecnológico, y la gama tiene los mismos acabados Feel, Feel Pack, C-Series, Shine y Shine Pack. La versión de combustión más asequible cuesta 25.595 euros y la Plug-in Hybrid parte de los 40.870 euros (sin plan Moves III). En este último caso, la financiación se establece en 255 euros también en 44 cuotas mensuales (aportando inicialmente 13.086 euros y finalizando con 21.948 euros, pero con posibilidad de reducir la cuantía con el plan Moves III).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento