El error común que estropea la salsa carbonara: "No se puede utilizar cualquier tipo de pasta"

Pasta a la carbonara.
Pasta a la carbonara.
GTRES
Pasta a la carbonara.

Junto con la pizza, la pasta es sin duda el plato más internacional de la gastronomía italiana. Este ingrediente ha recorrido el mundo de tal manera que casi lo hemos adoptado como nuestro, adaptándolo a nuestros ingredientes favoritos en nuestras propias recetas. 

Si bien es verdad que la pasta es un ingrediente tan versátil que podemos comer con todo tipo de ingredientes en frío, en caliente o en caldo, hay algunas recetas que merecen un respeto, como es el caso de la carbonara

La receta de carbonara es una de las más clásicas de la gastronomía del país de la bota, y nos encanta aprovechar cualquier visita a un restaurante italiano -o al propio país de origen- para degustar una auténtica carbonara. Pero la de verdad, la de guanciale y Parmigiano Reggiano.

La pasta de las pastas

Para preparar una auténtica pasta carbonara lo primero que tenemos que hacer es olvidarnos de esa receta errónea que elaboramos con nata y cebolla, porque nada más lejos de la realidad. Y una vez claros los ingredientes que necesitamos, no podemos perder de vista ningún proceso de la elaboración, desde la cocción de la pasta hasta la ligadura de la salsa. 

Lo primero es la elección del tipo de pasta, y según Sandro Pattara, chef de Fornería Ballaró, esto es lo que debemos tener en cuenta: "No se puede utilizar pennette. La pasta que más se utiliza son los espaguetis o rigatonis y nunca una pasta lisa, ha de ser rayada porque la salsa se absorbe mejor"

"La pasta que más se utiliza son los espaguetis o rigatonis y nunca una pasta lisa"

"El error que más se comete es la cocción. Se suele cocinar la pasta demasiado y termina quedando muy blanda", asegura Sandro Pattara, chef de Fornería Ballaró. Come consejo el cocinero nos recomienda: "Siempre se debe dejar dos minutos menos de lo que dice el paquete". 

Otro error garrafal que cometemos al cocinar la pasta es desechar el caldo de cocción, ya que más adelante nos puede servir para ligar la pasta: "Algo que puede ayudar para hacer una buena salsa es guardar el agua de cocción para ayudar a ligar la salsa cuando se añada a la pasta en la sartén, ya que así quedará más cremosa", confiesa el chef. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento