Muere Mario Camus, director de 'Los santos inocentes' y 'La colmena'

El cineasta de Santander, ganador del Goya de Honor en 2011, ha fallecido a los 86 años en su ciudad natal.
El director español Mario Camus.
El director español Mario Camus.
ARCHIVO

Mario Camus ha fallecido a los 86 años en Santander, su localidad natal, según informa la agencia EFE tras hablar con sus familiares. El cineasta cántabro era uno de los directores más respetados del cine español de las últimas décadas, especializado en el traslado de ilustres textos literarios al cine (adaptó tanto a Federico García Lorca como a Miguel Delibes, pasando por Lope de Vega, Camilo José Cela o Benito Pérez Galdós), y expandiendo su trayectoria a la televisión, el teatro y la literatura. En su momento, cuando comenzó a escribir guiones a finales de los 50 junto a Carlos Saura, fue considerado uno de los máximos representantes del “Nuevo Cine Español”, en compañía de Basilio Martín Patino, Miguel Picazo, José Luis Borau o el propio Saura.

Camus (nacido en 1935) estudió en la Escuela Oficial de Cine, y rápidamente mostró interés por transformar en imágenes las novelas de algunos de los grandes autores de su tiempo. En 1964 adaptó a Ignacio Aldecoa con Young Sánchez, para posteriormente hacer lo propio con Lope de Vega en 1972 a través de La leyenda del alcalde de Zalamea. Su asociación con Saura dio pie entretanto a Los golfos, Llanto por un bandido o a la malograda La boda, cuya producción fue abortada por el régimen franquista, alternando en los círculos de Juan Antonio Bardem y Luis García Berlanga. En 1982 tuvo su primer gran éxito gracias a La colmena, adaptación de la novela homónima de Cela que ganó el Oso de oro en el Festival de Berlín.

Al año siguiente Camus estrenó su película más célebre, Los santos inocentes, a partir de una novela de Miguel Delibes que le hizo obtener una mención especial en el Festival de Cannes. Llegados los 80 ya había debutado con éxito en la televisión, poniéndose al frente de Curro Jiménez, Fortunata y Jacinta o La forja de un rebelde mientras afrontaba felizmente el desafío de adaptar a Lorca con La casa de Bernarda Alba, en 1987. El cambio de década trajo a un Camus interesado en analizar las consecuencias del terrorismo de ETA, tal y como hizo en Sombras en una batalla (1993) o en La playa de los galgos (2002), pero sin dejar de lado su interés en la literatura: La ciudad de los prodigios fue su última gran adaptación, basándose en Eduardo Mendoza.

En 2007 dirigió su último largometraje, El prado de las estrellas, coincidiendo con la publicación de sus libros de relatos Un fuego oculto y Apuntes del natural.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento