De Altea a Guadalest, estos son los 10 pueblos más bonitos de Alicante

Altea, Jávea o Calpe son algunos de los lugares más turísticos de la provincia de Alicante
Altea, Jávea o Calpe son algunos de los lugares más turísticos de la provincia de Alicante
Unsplash

Sin lugar a dudas, la Comunidad Valenciana es uno de los destinos estrella durante la época estival. El clima, los paisajes y la gastronomía son algunos de los factores que enamoran tanto a turistas nacionales como a turistas internacionales que, según el portal Statista, en la última década no han dejado de aumentar hasta alcanzar casi los 10 millones de turistas extranjeros en la Comunidad Valenciana en 2019. 

La provincia de Alicante esconde lugares donde disfrutar del interior y a la vez sentir el Mediterráneo en vivo. Hacemos un repaso por diez de los pueblos que tienes que visitar si viajas al Levante. 

Altea

Sin duda es uno de los pueblos más turísticos de la Costa Blanca. Sus callejuelas blancas y empedradas que combinan a la perfección el azul del Mediterráneo hacen de este enclave uno de los más bonitos de la provincia de Alicante. 

Denia

Capital de la comarca de la Marina Alta, su oferta de playa y ocio han hecho de este pueblo uno de los referentes turísticos de toda la provincia. Situado entre el Parque Natural de Montgó y junto al Cabo de San Antonio, Denia además de sol y playa ofrece monumentos turísticos, como la Iglesia de la Asunción, la Torre de la Almadraba o la ermita de Santa Paula. 

Jávea

Separado de Denia por el Cabo de San Antonio se encuentra Jávea, lugar de referencia y veraneo en la Comunidad Valenciana. Sus calas y su amplia oferta hostelera ha hecho de este pueblo de la comarca de la Marina Alta uno de los más turísticos de toda la península. 

Calpe

Seguro que en más de una ocasión has visto la típica estampa de las playas de Calpe con el Peñón de Ifach de fondo. Situado en la comarca de la Marina Baja, además de por sus playas, la naturaleza que rodea el pueblo con el Parque Natural del Peñón de Ifach, el Parque Enginent, Las Salinas o La Forat del Mar, hacen de Calpe un lugar único. 

Guadalest

Declarado Conjunto Histórico-Artístico, y enclavado en el valle del que toma su nombre, Guadalest es uno de los pueblos más bonitos del interior de la provincia de Alicante. A pesar de tratarse de un pueblo pequeño, si pasamos por Guadalest no podemos dejar de visitart el Castillo de San José, el Castillo de la Alcozaiba, la Casa Orduña, la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción o la prisión del siglo XII.

Moraira

Situado en la Marina Alta, Moraira es uno de esos pueblos que ofrecen mucho más que un descanso en la playa. Para conocer Moraira de verdad no puedes dejar de visitar su emblemático castillo, la Ermita de la Divina Pastora, la Ermita de la Font Santa, la Iglesia de Santa Caterina o la Torre de Cap d’Or, entre otros atractivos turísticos. 

Biar

A 700 metros de altura sobre el nivel del mar, Biar es otro de los pueblos más hermosos del interior de Alicante. Situado en la comarca de Alto Vinalopó, su castillo es su seña de identidad. Este pueblo alicantino está rodeado por la Sierra Mariola hermosos parajes naturales como El Plátano de Biar y el Pi de la Tosquera.

Polop de la Marina

La muralla medieval y el castillo son los dos grandes emblemas de este pueblo del interior de la provincia. Situado en la comarca de la Marina Baja, si visitas Polop no puedes dejar de pasar por sus conocidas fuentes, el Santuario de la Divina Aurora o la Iglesia de San Pedro.

Petrer

Situado en la comarca del Medio Vinalopó, la ciudad de Petrer posee un importante patrimonio histórico. Su Castillo-Fortaleza del siglo XII es uno de los grandes atractivos de este enclave alicantino. Además de los lugares de culto que son una visita obligada en Petrer, como es el caso de la Iglesia de San Bartolomé, la Ermita de San Bonifacio, la Ermita del Santísimo Cristo del Monte Calvario, no puedes pasar por alto las zonas verdes la ciudad, como la Pinada de Villaplana, el Parque de Cervantes o el Jardín de la Explanada.

Sax

Situado entre la Sierra de Cabreras y la Sierra de Camara, en la comarca de Alto Vinalopó, Sax es otro de los pueblos imperdibles del interior de la provincia. Situado a casi 500 metros sobre el nivel del mar, su castillo es su seña de identidad, aunque tiene otros muchos monumentos que visitar, como es el caso de el Escudo de la Inquisición, la Iglesia de la Asunción, la Ermita de San Blas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento