Raspado, crioterapia y otros tratamientos para el molusco contagioso: qué es y cuáles son las causas

Los moluscos contagiosos son muy comunes en niños y personas inmunodeprimidas
Los moluscos contagiosos son muy comunes en niños y personas inmunodeprimidas
Wikimedia Commons

El molusco contagioso es una infección viral cutánea que produce protuberancias redondas de diferentes tamaños, que pueden ir desde el tamaño de la cabeza de un alfiler hasta el de una goma de borrar. 

Aunque se trata de una enfermedad más frecuente en niños, el molusco contagiosos también puede afectar a adultos con el sistema inmunitario debilitado. 

El molusco contagiosos se contagia a a través del contacto directo entre personas o con objetos contaminados. Si las protuberancias se estallan, la infección puede extenderse a la piel de alrededor. 

¿Cuáles son las causas del molusco contagioso?

Las protuberancias puede aparecer en la cara, cuello, axilas u órganos genitales si la infección se trasmite por contacto sexual y suelen ir acompañadas de picazón e inflamación.

Este tipo de infección suele afectar a las personas con el sistema inmunitario debilitado, y se puede contagiar por el contacto piel con piel, contacto con elementos contagiados, o contacto sexual. 

Está desaconsejado frotarse los bultos o rascarse, ya que al estallar las protuberancias se puede extender la infección a la piel más próxima.

Cómo tratar el molusco contagioso

El molusco contagiosos suele mejorar sin tratamiento entre 6 y 12 meses después de aparecer, aunque pueden seguir apareciendo protuberancias hasta cinco años después. 

Al tratarse de una infección contagiosa, es habitual que el médico recomiende quitar las protuberancias antes de que desaparezcan solas. Para eliminar estas protuberancias se suele utilizar crioterapia, para congelar los bultos, raspado o cantaridina, un medicamente que despega las protuberancias.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento