Aumentan un 20% los cuadros graves por reacción al veneno de avispas y abejas

  • La mayoría de estas reacciones alérgicas se producen en verano.
Varias avispas asiáticas en una imagen de archivo.
Varias avispas asiáticas en una imagen de archivo.
EUROPA PRESS

Las reacciones alérgicas graves por picaduras de avispas y abejas han aumentado un 20 por ciento en los últimos diez años. La mayoría de estos casos se producen en verano, cuando estos insectos están más activos y aumentan las actividades al aire libre.

Por ello, el director general de Salud Pública y Adicciones, José Carlos Vicente, ha señalado que "para evitar picaduras, los alergólogos recomiendan extremar la precaución cuando se está al aire libre y evitar, en la medida de lo posible, comer en el campo, ya que los insectos acuden a los alimentos".

Tras la picadura, una reacción local de hasta 10 centímetros con dolor o molestias se puede considerar normal o no excesivamente preocupante. Si la reacción es mayor de este tamaño o presenta síntomas tipo urticaria generalizada, mareo, náuseas, vómitos, sensación de asfixia, o hipotensión, son datos considerados de gravedad y requieren consulta con el alergólogo.

¿Cómo actuar ante una picadura?

En caso de picadura de cualquier insecto, la primera medida es lavar abundantemente la zona con agua. En caso de picaduras concretas como la de abeja suelen dejar el aguijón, de modo que es necesario retirarlo cuidadosamente sin romperlo y alejarse de la zona para impedir picaduras masivas.

Tras lavar con agua se puede aplicar una bolsa de hielo o cualquier sustancia que proporcione frío en la zona durante unos minutos para aliviar el dolor y la inflamación.

Los pacientes con antecedentes de reacción alérgica generalizada grave (anafilaxia) por veneno de himenópteros o por otras causas "deben ser instruidos en la autoadministración de adrenalina, el tratamiento de emergencia de la reacción anafiláctica", ha apuntado Vicente.

Esta es una medida de emergencia, "aunque es esencial que tras su uso se acuda a un centro de urgencias para valorar su situación clínica, así como la necesidad de otros tratamientos".

Una de cada mil personas sufre reacciones alérgicas generalizadas por el veneno de himenópteros, mientras que entre el 10 y el 30 por ciento de la población podría estar sensibilizada aunque no se trata de alérgicos en sentido estricto y no sufrirán reacción importante en caso de picadura.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento