Tres lugares 'embrujados' en España y sus leyendas

Entrada del fuerte de Alfonso XII o de San Cristóbal.
Entrada del fuerte de San Cristóbal.
Wikipedia

En España hay algunos lugares que, por las historias y leyendas que circulan a su alrededor, son sitios plagados de misterio y destinos perfectos para quien quiera pasar un rato adentrándose y disfrutando de lo desconocido.

Así, quien esté pensando en hacer un viaje o pasar unos días de vacaciones cerca de alguno de estos lugares y quiera emplear un día en hacer un plan diferente, estos son algunos ejemplos muy recomendables.

Tres lugares 'embrujados' en España

Bélmez de la Moraleda, en Jaén, es un municipio que siempre ha estado rodeado de misterio, concretamente, relacionado con la historia de las Caras de Bélmez. En los años 70, aparecieron en una casa del pueblo unas imágenes en el suelo que representaban las caras de personas. 

Las investigaciones nunca han podido demostrar que este misterio haya sido una estafa. Así, el pueblo cuenta con un Centro de Interpretación donde los aficionados a lo paranormal pueden visitarlo.

Belchite, en Zaragoza, es un lugar muy conocido por ser el escenario de la Batalla de Belchite, una contienda que tuvo lugar en el año 1937, durante la Guerra Civil. El pueblo quedó devastado y, actualmente, se encuentra deshabitado, ya que se construyó otro nuevo pueblo. 

Así, el viejo ha quedado como testigo de los acontecimientos pasados y se pueden realizar visitas guiadas por sus ruinas, incluso, en horario nocturno para los más aventureros. Muchos testigos afirman haber visto fantasmas por el pueblo, personas que murieron como consecuencia de la Guerra Civil y que todavía deambulan entre las ruinas de lo que fueron sus hogares.

Ver esta publicación en Instagram

Los desastres de la guerra

Una publicación compartida de manu_brea (@manu_brea) el

El Fuerte de San Cristóbal, en Navarra, es una fortaleza que sirvió como prisión militar, de la que huyeron muchos presos y otros 300 murieron. Así, el misterio y los fenómenos paranormales están servidos en este lugar que, actualmente, está cerrado al público. 

Sin embargo, se puede optar por hacer la ruta conocida como Fuga del Fuerte de San Cristóbal, de 53 kilómetros y cuatro etapas, cuyo nombre hace referencia a la fuga de presos que tuvo lugar durante la Guerra Civil. De hecho, durante la ruta se pueden ver varias fosas en la que fueron enterrados algunos de los presos que huyeron y fueron capturados. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento