10 pueblos del sur de Francia con encanto y donde llegar en coche

Saint-Jean-Pied-de-Port, Francia.
Saint-Jean-Pied-de-Port, Francia.
Wikipedia

Les Plus Beaux Villages de France (Los Pueblos Más Bonitos de Francia) es una asociación que otorga esta consideración a los diferentes pueblos y villas de este país vecino, los cuales deben cumplir con los criterios de calidad, ya que solo un 20% de las solicitudes son aceptadas.

Así, una forma de conocer Francia y disfrutar de bonitos rincones sin necesidad de acudir a las ciudades más turísticas del país como, por ejemplo, París, Marsella, Nantes, Toulouse o Lyon, es seleccionar una ruta por varios de estos pequeños pueblos con mucho encanto.  

10 bonitos pueblos del sur de Francia

Uno de los pueblos reconocidos con la etiqueta de Los Más Bonitos de Francia es Ainhoa. Está en el interior de la provincia vasco-francesa de Labort. Este pueblo presenta el encanto típico de los pueblos de la zona y está rodeado de naturaleza, ya que incluso tiene el denominado bosque de Ainhoa. 

Cerca de Ainhoa está Saint-Jean-Pied-de-Port, entre la costa vasca y la frontera que separa España y Francia. Este pueblo también presenta una arquitectura típica del País Vasco y es una zona transitada por peregrinos, ya que es una de las famosas etapas del camino de Santiago. 

En la provincia tradicional vasca de la Baja Navarra, al igual que el anterior pueblo, se encuentra también La Bastide-Clairence. Talleres de artesanía, caseríos tradicionales, una bonita plaza, una importante iglesia y la vegetación de la zona hacen de este pueblo otro de los más bonitos del sur de Francia. 

Sare (Sara en euskera y en castellano) es otro pueblo francés que hace frontera con España, a los pies de las montañas vascas. Se pueden visitar las cuevas de Sare, que empezaron a formarse hace 100 millones de años o subir en el tradicional tren hasta el pico Larrún, disfrutando de las vistas.

También en el sur de Francia, aunque un poco más separado de la frontera con España, se encuentra Navarrenx, una de las ciudades más antiguas de Béarn. Esta también es conocida por ser una de las etapa del Camino de Santiago y fue la primera ciudad bastionada de Francia. 

Ver esta publicación en Instagram

Suite

Una publicación compartida de Anna Maria Christie (@riocolmar) el

Un poco más al interior de Francia, pero también al sur, se encuentra Belcastel, caracterizada por sus casas de piedra con los techos de pizarra. El pueblo está coronado por un castillo que fue restaurado a finales de la década de 1970 por el arquitecto Fernand Pouillon, tal y como informan desde la organización de Los Pueblos Más Bonitos de Francia. 

A menos de una hora del anterior pueblo está Conques, otra etapa del Camino de Santiago que surca el valle del Lot. Las casas con arquitectura de madera, la abadía de Sainte-Foy de los siglos XI y XII, las vidrieras contemporáneas... Son muchos los detalles que hacen de este otro de los pueblos con más encanto. 

También en el sur de Francia y rodeado por las montañas de Aubrac se encuentra Estaing. Posee un puente gótico, un castillo de entre los siglos XII y XV y se puede disfrutar del encanto que crean las casas de esquisto y los techos de pizarra. 

Sainte-Eulalie-d'Olt, ubicado también en el valle del Lot,  es un pueblo que se ha construido en torno a la plaza de la iglesia, un monumento de gran interés artístico, de estilo románico y gótico. Las casas tienen su origen entre los siglos XV y XVIII y han sido decoradas por sus habitantes con coloridas flores, lo que da al pueblo un encanto especial. Además, son de interés también los molinos situados a lo largo del arroyo.

Por último en esta lista de pueblos al sur de Francia que están considerados como los más bonitos del país está Saint-Côme-d'Olt. Posee una iglesia de estilo gótico, la capilla de los Penitentes y el Manoir des Sirs de Calmont del siglo XII. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento