Consejos para mantener bajo control el miedo a contagiarse de coronavirus

Mujer con mascarilla
El miedo es una respuesta normal ante lo que no conocemos.
GTRESONLINE

Las urgencias abarrotadas, las llamadas que se hacen al 112, el colapso del sistema sanitario... El temor se ha ido apoderando de los ciudadanos a medida que transcurren los días y las cifras no dejan de aumentar. Por eso, ahora más que nunca, es necesario saber cómo afrontar el miedo al contagio.

El equipo de psicólogos de la aplicación ifeel ha compartido con la población algunas claves para afrontar el miedo al contagio y gestionarlo de una buena manera. Así se evitarán las crisis de pánico y los pensamientos obsesivos.

1. Evitar la sobreinformación

Empezar el día encendiendo la televisión o leyendo cuáles son las últimas noticias sobre el coronavirus en la prensa está bien. Sin embargo, cuando una persona no ve otra cosa en la televisión que los informativos sobre el Covid-19 y los temas de conversación que tiene con su familia giran en torno a esta pandemia, es normal que el miedo termine apoderándose de ella.

Además, existen muchas noticias falsas que pueden generar más dudas y más miedo, lo que derivará en un estado de ansiedad constante. Por esta razón, conviene evitar la sobreinformación y solo acudir a fuentes confiables.

2. Tomar precauciones útiles

Tomar precauciones ayuda a afrontar el miedo al contagio, pues estas reducen la ansiedad ante la posibilidad de infectarse por el coronavirus. Por eso, seguir las recomendaciones del Ministerio de Sanidad es muy útil. Lavarse las manos con frecuencia, utilizar guantes y toser cubriéndose la boca con el antebrazo o un pañuelo desechable son algunas medidas que se recomiendan.

Pero, conviene evitar aquellas que pueden ser excesivas como tomarse la temperatura sin sentirse mal ni tener sospechas de que se tiene fiebre. Esto puede provocar pensamientos obsesivos que generen una gran angustia.

3. No obsesionarse

Las obsesiones tan solo generan mayor malestar y ansiedad. Si se están llevando a cabo las precauciones mencionadas no hay por qué alimentar todavía más al miedo desinfectando toda la casa todos los días, por ejemplo, cuando no se ha salido de casa durante toda la semana.

Tampoco hay que entrar en pánico si, de repente, se empieza a toser. No hay por qué llamar de inmediato al 112 o presentarse en urgencias. ¿Cómo evolucionan los síntomas? ¿La tos es recurrente? ¿Hay fiebre? Si empeoran, lo adecuado es llamar a los teléfonos de información de la Comunidad Autónoma en la que se resida para saber qué hacer. 

4. Expresar el miedo

Hay personas que son capaces de afrontar el miedo al contagio sin necesidad de expresarlo. Pero, para muchas esto es una ayuda, ya que significa que en lugar de esconder esta emoción, se expresa y se libera. Por esta razón, es beneficioso hablar sobre este temor con personas de confianza.

Pero ¿qué ocurre si están en la misma situación y solo aumentan el miedo? Pues, entonces, hay dos opciones: contactar con el teléfono de información correspondiente (indicado en el apartado anterior) o realizar terapia online.

5. Valorar la propia situación real

La última de las claves para afrontar el miedo al contagio es que cada persona valore la situación en la que se encuentra. Si no se ha estado con nadie que haya podido ser sospechoso de tener coronavirus y se siguen las recomendaciones para protegerse, no hay por qué tener miedo.

Incluso, aunque se salga para hacer la compra o ir a trabajar con las precauciones debidas no hay razones para temer el contagio. Lo que lo puede potenciar este miedo son las noticias. Por eso, debe evitarse la sobreinformación para poder pasar esta situación lo más tranquilos posible.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento