Imagen de archivo de un teléfono móvil.
Imagen de archivo de un teléfono móvil. EUROPA PRESS - Archivo

De los más de 29 millones de personas que disponen de teléfonos inteligentes en España, el 45% decidió quedarse con su antiguo móvil como repuesto (lo que supone una cifra de 13 millones de móviles) frente al 8% de quienes decidieron tirarlo o reciclarlo, mientras que 2.32 millones de dispositivos fueron tirados o reciclados, según ha informado Certideal que hace alusión a estudios recientes.

Certideal también añade que el incremento de la venta de teléfonos móviles inteligentes lleva asociados problemas medioambientales ya que tanto la fabricación como el uso de los terminales durante los dos años en los que se estima su vida útil, generan un fuerte impacto en la naturaleza.

En este sentido, los usuarios suelen cambiar de móvil "principalmente por sustitución y no por necesidad, es decir, no porque éste deja de funcionar, sino por adquirir otro con mejores prestaciones o últimos modelos", detalla la cofundadora de Certideal, Laure Cohen.

"Es necesario que en vez de guardar nuestros viejos dispositivos nos concienciemos de a importancia que tiene para el medio ambiente reacondicionarlos o venderlos. Sacar estos terminales de nuestros cajones permitiría darles una segunda vida, ahorrando recursos naturales al planeta y reduciendo las emisiones contaminantes", finaliza Cohen.