Melena
Un cabello así de espléndido necesita de muchos cuidados. MAJIREL

Se ha hablado mucho estos días de las virtudes del champú de caballo. Finalmente, se ha demostrado que casi todo lo que se decía no tenía base científica.  Es la última "falsa" verdad sobre el cuidado del cabello. Pero hay muchos.  Siguiendo los consejos de Anthony Llobet, estilista y embajador de la marca Tresemmé en España, repasamos algunos de estos falsos mitos.

¿Si me corto las puntas cada mes mi cabello crecerá más rápido?
Aunque es saludable sanear las puntas para mejorar el aspecto del cabello, cortarlas no tiene ningún efecto sobre la raíz. Por ello, el hecho de que se corten la puntas no hace que el cabello crezca más rápido.

¿Si lavo mi pelo cada día puede llegar a debilitarlo en exceso?
Este mito también es falso. Lavar el cabello a diario no reseca el pelo, siempre y cuando utilices un champú y suavizante adecuado a tu tipo de cabello. Llobet incluso recomienda lavarlo a diario si es pelo graso.

¿El agua fría me ayuda a tener el pelo más brillante?
Cierto. El agua fría ayuda a tener un pelo más brillante pero cepillar el pelo mojado puede llegar a romperlo.

¿Si me arranco una cana me salen más?
Cada pelo depende de su raíz, de su propio folículo piloso. Por lo que arrancarte una cana no va a hacer te crezcan dos o tres.

¿El zumo de limón y la cerveza ayudan a aclarar el pelo?
Es cierto en el caso del zumo de limón. Ayuda a aclarar el pelo, pero se trata de un proceso muy lento. Nunca apliques el zumo directamente sobre el pelo sin haberlo mezclado antes con agua, ya que puede resecar mucho el cabello. Es aconsejable para cabellos rubios, ya que los castaños tienden a aclararse a tonos más anaranjados.