Toque de campana en Barcelona

Puig salta al parqué en el mayor debut bursátil del año en el mercado europeo

El presidente ejecutivo de Puig, Marc Puig, interviene durante la inauguración de la segunda torre de la compañía Puig
Puig celebra su toque de campana y cotiza con un precio por acción de 24,50 euros
Europa Press
El presidente ejecutivo de Puig, Marc Puig, interviene durante la inauguración de la segunda torre de la compañía Puig

Este viernes se estrena en bolsa la firma española Puig, en la que será el mayor debut del año en los parqués europeos. La multinacional de fragancias y moda saldrá a bolsa con un precio por acción de 24,50 euros y una valoración de 13.920 millones de euros. Tras entrar a esta nueva fase, la familia Puig mantendrá el control del 71,7% de los derechos económicos de la sociedad y el 92,5% de los derechos a voto.

La compañía fundada en 1914 cotizará bajo la etiqueta PUIG después del toque de campana de este viernes 3 de mayo, que se celebrará en la Bolsa de Barcelona. Además del parqué de la capital catalana, las acciones de la compañía se negociarán en las bolsas de valores de Madrid, Bilbao y Valencia.

El folleto de salida a bolsa de Puig, que se publicó el pasado 18 de abril, obtuvo una muy buena respuesta en el mercado y la oferta propuesta fue sobresuscrita  "múltiples veces en todo el rango de precios", según informó la firma y recogen agencias. El precio por título se estableció finalmente en el máximo de la horquilla fijada en el folleto, de 24,50 euros por acción.

CriteriaCaixa se hace con el 3,05% de Puig

CriteriaCaixa, holding que gestiona el patrimonio empresarial de la Fundación la Caixa, ya anunció su entra en el capital de Puig, con una participación del 3,05%, para lo que ha comprometido una inversión de 425 millones de euros. La oferta ha consistido en una oferta pública de suscripción (OPS) de nuevas acciones de clase B dirigida a inversores cualificados, y una oferta pública de venta (OPV) de acciones de la familia Puig.

El capital social de Puig se compone de acciones de clase A, que confieren cinco votos, y de clase B, que suponen un voto, aunque cada acción de clase B confiere los mismos derechos económicos que cada acción de clase A. Puig solicitó la admisión a negociación de las acciones de clase B en las bolsas de valores españolas, mientras que las acciones de clase A no forman parte de la oferta y no se solicitará su admisión a cotización en el mercado.

Con el tramo de la OPS Puig ha logrado 1.250 millones de nuevos fondos para la sociedad a través de 51.020.408 nuevas acciones, que se utilizarán para fines corporativos, entre los que destaca la refinanciación de las adquisiciones adicionales de Byredo y Charlotte Tilbury, además del apoyo a la estrategia de crecimiento de la entidad.

También se han adjudicado 55.510.204 acciones secundarias de la oferta por parte de Puig S.L., controlada por Exea Empresarial, la patrimonial de la familia Puig, por un total de 1.360 millones de euros. Asimismo, la opción de sobreadjudicación concedida hasta el 15% de la sociedad y por un importe de hasta 390 millones de euros podrá ser ejercida por Goldman Sachs, como agente de estabilización, hasta el 1 de junio de 2024.

Los cimientos de su próxima fase de crecimiento

La multinacional, que ya anunció su intención de salir a bolsa el pasado 8 de abril, espera que estas decisiones estratégicas constituyan los "cimientos" de su próxima fase de crecimiento sostenible a largo plazo. Puig busca seguir creciendo en el sector belleza premium y ganando cuota en mercados estratégicos, como EMEA y América, y categorías, como fragancias y maquillaje.

También quiere reforzar su presencia en el área Asia-Pacífico en las categorías de dermocosmética y cuidado de la piel y seguirá "evaluando selectivamente" la incorporación de marcas al universo Puig.

El portfolio de Puig incluye marcas como Rabanne, Carolina Herrera, Charlotte Tilbury, Jean Paul Gaultier, Nina Ricci, Dries Van Noten, Byredo, Penhaligon’s, L’Artisan Parfumeur, Uriage, Apivita, Dr. Barbara Sturm, Kama Ayurveda y Loto del Sur, así como las licencias Christian Louboutin, Banderas, Adolfo Dominguez, entre otras.

Con más de 100 años de historia, Puig es una multinacional de capital familiar controlada ahora por la tercera generación de la familia, que ganó el año pasado 465 millones y facturó 4.303 millones de euros. Durante los tres primeros meses del ejercicio, que finalizaron el 31 de marzo de 2024, Puig, que vende sus productos en más de 150 países con oficinas propias en 32 de ellos, aumentó un 10,1 % sus ingresos.

La Información

Diario económico de referencia en España que te ayuda a entender la economía y tomar las mejores decisiones para tus finanzas

Mostrar comentarios

Códigos Descuento