Tras los resultados

Melqart, Marshall, Ako... Cómo los fondos agitan a Grifols y los 'insiders' compran

Melqart, Millenium, Marshall... cómo los grandes 'hedge funds' zarandean a Grifols.
Melqart, Millenium, Marshall... cómo los grandes 'hedge funds' zarandean a Grifols.
Europa Press
Melqart, Millenium, Marshall... cómo los grandes 'hedge funds' zarandean a Grifols.

Grifols asiste a un baile frenético de inversores durante la última semana desde que presentó sus cuentas anuales de 2023. Bajo la sombra de la duda, la especulación se ha hecho con el control de una cotización se mueve un 40% por debajo de sus máximos anuales de enero (15 euros), y 35% por encima de los mínimo del 6 de marzo (6,36 euros). Los movimientos de los grandes 'hedge funds' que están operando sobre la farmacéutica han provocado bruscos saltos de precios. Varios directivos de la compañía han saltado en tromba al parqué para lanzar un mensaje de confianza al mercado, con el nuevo consejero delegado a la cabeza.

Nacho Abia, que tomará posesión como CEO el próximo 1 de abril,  es miembro del consejo de administración de Grifols desde hace dos semanas y, por tanto, tiene la obligación de notificar al mercado si compra o vende. El directivo ha revelado este lunes que el pasado 7 marzo compró 92.000 acciones en Wall Street (ADRs convertibles en títulos de clase B) por 688.000 dólares (unos 631.000 euros), según ha comunicado a la CNMV. En la misma fecha en que el presidente ejecutivo, Thomas Glanzmann, se hizo con 52.000 acciones por otros 352.000 euros. 24 horas antes, Raimon Grifols Roura, consejero dominical, ex CEO y ex COO del grupo, adquirió 30.000 acciones por 196.000 euros, mientras que Tomás Dagá, consejero de Grifols y de la china Shangái Raas, se hizo con otros 100.000 títulos por 660.000 euros.

La irrupción de JPMorgan

La familia Grifols sigue manteniendo el control e influencia sobre el consejo de administración, como también del accionariado a través de cuatro sociedades: Deria (9,1%), Scranton Enterprises (8,7%), Ponter Trade (7%) y Ralledor (6,1%). Además, algunos de los miembros de la familia, como el expresidente Víctor Grifols Roura, y directivos poseen participaciones a título personal que sumarían un 2% adicional.  Por detrás de la familia fundadora y consejeros, los fondos de Blackrock y Capital Group aparecen como los principales socios financieros con el 3% y 4,6%, respectivamente, aunque han ido reduciendo su exposición a la compañía desde que el pasado 9 de enero se publicó el fatídico informe Gotham.

De hecho, sus acciones se han convertido en munición para los inversores bajistas que se han puesto cortos sobre las acciones de Grifols. Capital Group llegó a duplicar el préstamo de valores a ese tipo de inversores y Blackrock todavía mantiene un 1,3% del capital 'alquilado' a bajistas cambio de una remuneración pactada. En ese mismo campo de juego acaba de aparecer JPMorgan, el mayor bróker de 'hedge funds' de Wall Street, tras declarar una participación del 5% en Grifols. De ese porcentaje, solo el 1,5% son títulos que posee de forma directa, mientras que el 3,6% restante se notifican como préstamo de valores en uso por otros inversores.

Los 'hedge funds' de Grifols

También la semana pasada, antes de la irrupción de JPMorgan y coincidiendo con las compras de los 'insiders' Abia, Glanzmann, Grifols y Dagá, la CNMV registró la entrada del 'hedge fund' Melqart AM de Michel Massoud, uno de los fondos bajistas habituales de los peores episodios bajistas de la bolsa española como Abengoa, Banco Popular o Dia, pero que esta vez ha entrado del lado alcista con derivados financieros. Ha declarado un 1,12% de las acciones de la farmacéutica. En los últimos años, la operativa de Melqart fue clave en apoyo de Amber Capital (Ourghoulian) en el cambio de control en el consejo de Indra o de la presidencia de Prisa.

En el terreno de los bajistas, los principales 'hedge funds' han reducido su inversión tras el desplome posterior a los resultados anuales y recomprado parte de su posición. Ako Capital redujo su corto por debajo del -0,5% del capital que tenía hasta el 8 de marzo, Qube bajo al -1,4% y Millenium, al -0,52%. Este último es además de uno de los principales propietarios de acciones de clase B de Grifols (6% de ellas), pero por otro lado declaró posiciones cortas sobre las de clase A. El otro recién llegado a Grifols es Marshall Wace, el 'hedge fund' británico participado por KKR, que ha declarado un corto sobre el -0,6% de la farmacéutica.

En espera de la CNMV

Después de la publicación de las cuentas anuales de Grifols y la validación por parte del auditor principal hasta 2023 (KPMG), pero también del nuevo (Deloitte), la farmacéutica está en espera de conocer el informe encargado por la CNMV para determinar si la empresa ha incurrido en alguna irregularidad como denunció Gotham. El supervisor lleva dos meses asegurando que lo dará a conocer "lo más pronto posible" pero todavía no ha llegado el día.

Entre otros asuntos, el supervisor pondrá fin al debate sobre la contabilidad de la farmacéutica y desvelará cuestiones acerca de las relaciones accionariales dentro de Grifols y las llamadas operaciones vinculadas después de haber ido recabando documentos en las últimas semanas. Scranton Enterprises, accionista de Grifols y propietaria de las empresas BPC y Haema, se encuentra en el foco debido a que está financiada por la propia Grifols  pero participada solo por la familia y directivos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento