Obras del túnel de la B-40

Sánchez hace campaña en Cataluña con la inversión de 250 millones para carreteras

El secretario general del PSOE y presidente del Gobierno, Pedro Sánchez
Sánchez hace campaña en Cataluña con la inversión de 250 millones para carreteras.
Europa Press
El secretario general del PSOE y presidente del Gobierno, Pedro Sánchez

El mismo día que Yolanda Díaz presenta en Madrid su proyecto 'Sumar' con el que inicia su andadura hacia las elecciones generales, el secretario general del PSOE y presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, continúa sus actos de campaña y ha dado un paso más también en su camino hacia la Moncloa. El líder del Ejecutivo ha visitado este domingo por la mañana las obras del túnel de la B-40 entre Abrera y Viladecavalls (Barcelona), y ha subrayado el papel de esta circunvalación en la movilidad del área metropolitana de Barcelona que cuenta con una inversión de 250 millones, la mayor de las últimas dos décadas en carreteras catalanas. 

Pedro Sánchez ha estado acompañado durante la visita por la ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana del Gobierno, Raquel Sánchez, y del delegado del Gobierno en Cataluña, Carlos Prieto. También han acudido el secretario general de Infraestructuras, Xavier Flores; el jefe de la Demarcación de Carreteras del Estado en Cataluña, Vicente Vilanova; el alcalde de Abrera, Jesús Naharro, y la alcaldesa de Viladecavalls, Cesca Berenger.

El presidente del Gobierno ha valorado la importancia de la B-40 como una infraestructura clave para el crecimiento industrial y empresarial de la zona, ya que conectará de forma directa las comarcas que constituyen el motor industrial de Cataluña, ha informado el Gobierno en un comunicado.

Inversión de 250 millones

La autovía B-40 es una vía de circunvalación en torno a la ciudad de Barcelona y cuenta con una inversión prevista de 250 millones de euros, la mayor de las últimas dos décadas en materia de carreteras en Cataluña, de los cuales ya se han certificado más de 220 millones.

El objetivo de la autovía es encauzar el tráfico de largo recorrido, conectando con itinerarios integrados en la Red de Carreteras del Estado, como la autovía A-2 y la autopista AP-7. La B-40 conecta el Baix Llobregat con el Vallés Occidental, dos de las comarcas más pobladas e industrializadas de Cataluña, que incluyen importantes núcleos de población como Martorell, Terrassa y Sabadell (Barcelona).

Las obras del tramo entre Olesa de Montserrat y Viladecavalls, de 6,2 kilómetros, ya encaran su recta final, y pronto se unirá a los otros dos que ya están en servicio: Abrera - Olesa de Montserrat (de 2,1 km) y Viladecavalls - Terrassa (de 4,9 km), sumando en total 13,2 kilómetros de autovía, ha informado el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana en un comunicado.

Además, el Gobierno trabaja en un estudio para mejorar la conexión de la B-40 con la A-2 y la AP-7 en Abrera y Martorell, que tiene un coste estimado de 352 millones, y en un proyecto de mejora de la conexión entre la B-40 y la A-2 en Abrera y Esparraguera, con una previsión de coste de 31,50 millones.

Redacción

Diario económico de referencia en España que te ayuda a entender la economía y tomar las mejores decisiones para tus finanzas

Mostrar comentarios

Códigos Descuento