La única adaptación de James Ellroy que le gustó al escritor (y que nunca podrás ver)

El autor de 'L.A. Confidential' mostró su aprobación por el montaje original de 'La dalia negra' que no llegó a los cines. 
No podía faltar un rol de femme fatale, uno de los personajes más típicos del cine negro norteamericano de los 40 o 50. El filme de Brian De Palma recreó el caso del macabro asesinato de una joven en 1947, en Los Angeles, y que conmocionó a la opinión pública. Un caso que nunca llegó a resolverse.
Scarlett Johansson en 'La Dalia Negra'.
Tripictures
No podía faltar un rol de femme fatale, uno de los personajes más típicos del cine negro norteamericano de los 40 o 50. El filme de Brian De Palma recreó el caso del macabro asesinato de una joven en 1947, en Los Angeles, y que conmocionó a la opinión pública. Un caso que nunca llegó a resolverse.

A poco que te interese el noir como género, o la novela contemporánea en general, sabrás unas pocas cosas sobre James Ellroy. Por ejemplo, que su especialidad son las historias sobre el lado oscuro de EE UU (en concreto, de su amada y odiada Los Ángeles), que tiene un carácter tirando a intratable... y que las adaptaciones al cine de sus libros no le gustan un pelo, como prueban sus biliosas declaraciones sobre L.A. Confidential. 

Si la película de Curtis Hanson (1997), ganadora de dos Oscar y aclamada por el público y la crítica, no le merece a Ellroy más que desprecio, ¿qué opinará el escritor sobre el resto de adaptaciones? Pues nada bueno. Cop: Con la ley o sin ella (1988), versión de Sangre en la luna con James Woods en el rol del policía Lloyd Hopkins, le pareció un truño, Réquiem por Brown (1998) fue defenestrada por la crítica y los filmes en cuyo guion ha colaborado pasaron sin pena ni gloria.

Todo esto, en general, se halla en sintonía con la nefasta opinión del escritor acerca de Hollywood: la industria del cine le parece "un lugar lleno de pervertidos", y su obsesión por los tipos duros (cuanto más machistas, homófobos y racistas, mejor) no casa bien con las tendencias del cine contemporáneo. Así pues, su actitud se resume en dos palabras: cobrar y largarse. "Si viene alguien y te ofrece 30.000 dólares solo por firmar, pues cualquiera lo haría", resume. 

Y, sin embargo, James Ellroy manifestó su aprobación hacia una adaptación de su obra. La cual, para colmo, venía de un cineasta con fama de dificilillo... y llegó a los cines en una versión mutilada de la que el escritor no quiere ni hablar. Hablamos de la adaptación de La Dalia Negra firmada por Brian De Palma en 2006.

Sus rincones oscuros

Como la novela original, La Dalia Negra se centra en el asesinato (nunca resuelto) de Elizabeth Short, una joven aspirante a actriz que apareció brutalmente mutilada en 1947. El caso, que ha quedado en la crónica negra de Los Ángeles debido a su truculencia y el misterio que lo envuelve, obsesionó a Ellroy durante décadas por una razón no menos morbosa. 

Se trata de que la madre del escritor también fue víctima de un crimen sin resolver: Geneva Hilliker, una mujer con problemas mentales que la llevaron al inevitable matrimonio disfuncional, fue encontrada en otro descampado de Los Ángeles en 1958, cuando el futuro escritor tenía diez años. Las similitudes entre el asesinato de su progenitora y el de Elizabeth Short llevaron a James Ellroy a obsesionarse con este último caso, algo que tendría repercusiones capitales en su obra. 

Elizabeth Short, la Dalia Negra.
Elizabeth Short, la Dalia Negra.
Cinemanía

Entre esas repercusiones destaca Mis rincones oscuros, libro autobiográfico publicado en 1996 en el que Ellroy narra sus intentos por esclarecer el asesinato de su madre. Pero también La Dalia Negra, la novela (1987) con la que arrancó el llamado 'Cuarteto de Los Ángeles', saga novelística de la que también forma parte L.A. Confidential y con la que el escritor se ganó los aplausos de la crítica.  

Entre los cineastas interesados en adaptar La Dalia Negra al cine destaca David Fincher, que quiso contar con Michael Douglas y Johnny Depp como los policías protagonistas y cuyo concepto para la película dio origen a un cómic publicado en 2013. Pero De Palma fue quien se llevó el gato al agua. Tratándose de un cineasta tan gafe como él, está claro que la cosa debía terminar como el rosario de la Aurora. 

Amanecer escarlata

Con Scarlett Johansson, Hilary Swank, Josh Hartnett y Aaron Eckhart en el reparto, esta adaptación al cine debería tener todos los números para ganarse el desprecio de Ellroy. Sin embargo, para sorpresa general, al escritor le gustó mucho, hasta el punto de escribir un texto alabando la película para la revista literaria VQR. Fenómeno que, en su rareza, resultó comparable a que lloviese fuego del cielo. 

Pero aquí hay un matiz: en realidad, lo que le gustó a Ellroy fue el montaje original del filme, cuyo metraje rayaba en las tres horas que (aparte de él mismo, De Palma y pocos más) nadie ha podido ver. La Dalia Negra se estrenó en una versión mucho más breve (120 minutos) descuartizada por los críticos tras su estreno en el Festival de Venecia. Todo ello pese al trabajo del director de fotografía Vilmos Zsigmond (que fue nominado al Oscar) y el diseñador de producción Dante Ferretti. 

Las reseñas de La Dalia Negra hablaron de una película casi indescifrable que se estrellaba tratando de resumir la novela original, con su morbosa trama de corrupción, hipocresía e incesto. Hoy en día, la cinta tiene un 32% de opiniones positivas en el agregador Rotten Tomatoes, y es muy poco probable que su prestigio aumente en el futuro, al menos mientras la versión de tres horas permanezca inédita.  

Pero, también para sorpresa general, James Ellroy sigue negándose a arremeter contra Brian De Palma. De hecho, tras el estreno del filme, respondió a la insistencia de un periodista en busca de declaraciones incendiarias espetándole: "Mira, no vas a conseguir que diga nada malo de la película, así que harías mejor dándote por vencido". 

¿Quieres estar a la última de todas las novedades de cine y series? Apúntate a nuestra newsletter.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento