El sexo en 20 posturas (I): él encima

Postura sexual
El encima es la famosa postura del misionero. (20MINUTOS.ES)

Esta es la conocida y archiusada postura "del misionero". Se llama así porque los curas protestantes que enviaban a misiones tenían que estar casados y antes de irse les entregaban un manual con todas las indicaciones para su vida sexual. La única postura permitida para ellos era la del chico encima, por eso se la llama del misionero. Todos sabemos como se hace por eso propongo unas variaciones interesantes a esta postura.

1. Él dentro. Es la que más se conoce de todas las variantes para realizar el coito. Se trata de que la mujer se tumbe boca arriba, ya sea en la cama o en el suelo, con las piernas extendidas y el hombre se tumbe encima de ella, con sus piernas también extendidas entre las de la mujer. Ella le abraza por la espalda, mientras él con sus manos le sujeta los hombros por debajo de los brazos.  

El problema principal de este tipo de postura es que el peso del hombre no permite moverse a la mujer

Cuando ya ha hecho la penetración profunda, él cierra las piernas y las desliza entre las de su pareja, el pene así queda atrapado y la fricción es muy grande para él y para ella, porque toda la zona genital entra en contacto con el pubis de él. El problema principal de este tipo de postura es que la mujer se siente como en un cepo porque el peso del hombre no le permite moverse.

2. Piernas de ella sobre los muslos. El hombre se tumba encima de la mujer, que también está tumbada boca arriba, en un principio ambos con las piernas extendidas. Ella levanta las piernas por encima de los muslos de su compañero. La mujer mantiene la parte superior de sus brazos apoyados y dobla los codos, el hombre le coge sus manos entre las de él de forma entrelazada.

Para variar la profundidad de la penetración, el hombre debe cambiar el ángulo de sus muslos e inclinarse suavemente sobre los muslos de su compañera. Esta postura no permite una penetración muy profunda, pero es sumamente erótica.

3. Ella en arco. El hombre se tumba encima de la mujer que está boca arriba, ella arquea la espalda y levanta el cuerpo abriendo bien los muslos. La mujer se apoya sobre sus hombros y sus brazos que coloca detrás de su cabeza y sobre los pies. El hombre está de rodillas, pero con su cuerpo inclinado hacia el cuerpo de la mujer y se apoya sobre sus manos para no dejar caer el peso de su cuerpo sobre su compañera.

En esta postura el clítoris queda totalmente expuesto al frotamiento durante el coito, por lo que suele proporcionar un gran placer a la mujer. Pero requiere muy buena forma física por parte de ambos.

4. La mujer se tumba de espaldas y el hombre se pone delante de ella de rodillas con las piernas un poco separadas. La mujer levanta sus nalgas y las apoya en los muslos de su compañero. Dobla las piernas hasta que sus rodillas toquen sus pechos y apoya la planta de los pies en el pecho del hombre. La mujer empuja con sus pies y presiona el pecho de su compañero con los dedos. Mientras él se agarra a las piernas de ella, sujetándola por los tobillos o las rodillas para controlar así los movimientos de penetración.

Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/484513/0/sexo/verano/posturas/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios