San Sebastián de los Reyes (65.000 habitantes) presentó ayer la segunda operación urbanística más ambiciosa de su historia: la operación Tempranales, 3.291 nuevas viviendas que se construirán en los terrenos ubicados entre el parque lineal de Valdeconejo y la Dehesa Boyal.

El 55% de estos pisos, 1.791, serán protegidos. Las máquinas empezarán a urbanizar el millón de metros cuadrados en los que se asentará este nuevo barrio en junio, por lo que las viviendas comenzarán a construirse el año que viene y estarán terminadas en 2008. Aunque el Ayuntamiento (PSOE) aún no ha establecido fechas definitivas, el plazo de presentación de solicitudes de las viviendas públicas se abrirá antes de que acabe 2005.

El barrio estará vertebrado por cinco grandes avenidas, la más ancha, un bulevar con 75 metros. En la zona más próxima al actual casco urbano los nuevos edificios de viviendas tendrán cinco alturas. En la parte más alejada del centro de la ciudad y a su vez la más próxima al parque natural de la Dehesa Boyal, se levantarán chalés.

Para proteger la Dehesa, un encinar de alto valor ecológico, el Ayuntamiento construirá una zona verde de 200 metros que lo separará de las viviendas.

La Comunidad tiene previsto construir en la zona un nuevo colegio y varias instalaciones deportivas. En las proximidades de la prolongación del paseo Ocho de Marzo se levantará un centro comercial.

Dehesa Vieja

Tempranales no es la única gran operación urbanística que se está desarrollando en San Sebastián de los Reyes. El consorcio Dehesa Vieja, constituido al 50% entre la Comunidad y el Ayuntamiento de esta localidad, pondrá en el mercado 5.030 viviendas, de las que 3.662 serán protegidas. Las obras ya han comenzado.