Groenlandia se derrite
Groenlandia se derrite.

Centenares de correos electrónicos internos y documentación confidencial, robados del centro de investigación del clima de la universidad británica de East Anglia, han reavivado la lucha entre los negacionistas del cambio climático y los científicos defensores de la teoría del calentamiento global.

Los escépticos aseguran que el material expuesto demuestra evidentes falsedades sobre el calentamiento global

Los documentos, reunidos en un archivo de 61 MB, han sido publicados en Internet, filtrados a través de un FTP ruso. Los grupos que niegan que el hombre tenga algo que ver con el cambio climático han utilizado esta circunstancia para dar fuerza a sus acusaciones, que señalan una conspiración mundial de los científicos para hacer creíble lo que ellos califican como una mentira sobre el clima.

Los escépticos aseguran que el material expuesto demuestra evidentes falsedades sobre el calentamiento global antropogénico, una realidad innegable para la mayoría de científicos y sobre la que hay multitud de información publicada.

Por su parte, el centro que ha sufrido el ciber-robo ha confirmado la veracidad del ataque realizado por los hackers y del robo de información, pero afirman que, debido a la gran cantidad de documentos filtrados, no pueden verificar la autenticidad de todos ellos.

En cualquier caso, argumentan que los negacionistas han sacado frases de contexto para utilizarlas como arma dialéctica.