Café
Café Gtres

Aunque las pesetas suenan ya muy lejanas, seguro que muchos recuerdan uno de los momentos más traumáticos del cambio de moneda: la subida general de precios y la del café como símbolo de la nueva época. Las mismas bebidas que un día rondaban las 100 pesetas pasaron rápidamente a redondearse al euro en muchos casos, lo que suponía un incremento real de más del 60% en el precio.

Pasados los años, encontrar ahora en las grandes ciudades un café por debajo de 1 euros es una tarea que requiere bastante paciencia y optimismo. ¿Y un café a 100 pesetas, es decir, unos 60 céntimos de euros? Suena imposible, pero eso es precisamente lo que promete la aplicación WorkAt que se acaba de estrenar en Madrid abanderando esta promesa de cafés a 100 pesetas.

Y parece que, calculadora en mano, las cuentas salen: mediante un bono de 15 bebidas por menos de 10 euros, los usuarios podrán tomarse un café por unos 67 céntimos, es decir, casi esas míticas 100 pesetas. Sin duda un buen reclamo para una aplicación que, además, promete señalar las mejores cafeterías de la ciudad en las que pasar un rato trabajando, algo cada vez más habitual entre quienes, portátil en mano, sólo necesitan una mesa y conexión a Internet para poder trabajar. Si además es con un café a buen precio, la oferta suena realmente bien.

"Nuestra misión es ofrecer una red de locales de calidad, que sean una alternativa a las cadenas americanas o inglesas que recordamos cuando hablamos de trabajar en cafeterías, entre otras cosas, porque no todo el mundo se puede permitir pagar tres euros por una bebida", explica Renzo Quiñones, responsable de esta aplicación.

Por ahora, diversas cafeterías de la capital como Celicioso, El Patio Vertical, Martin ́s Cake Bar o Meat Love forman parte de esta promoción en la que, dependiendo del local, se estipularán unas horas concretas para acogerse a esos precios y a las bebidas que están incluidas.