Mcdonald's
Imagen de archivo de una cheesburguer. ARCHIVO

El Happy Meal de McDonald's va a perder uno de sus platos estrella: la hamburguesa con queso, y lo mismo pasará con el batido de chocolate. Los dos desaparecerán del menú infantil a partir de junio, según ha anunciado este jueves la empresa en un comunicado. Se trata de una iniciativa que pretende fomentar hábitos de vida saludable y que busca disminuir el consumo de calorías, que se reducirán un 20%. El batido y la hamburguesa seguirán disponibles si los socilitan los padres. Estas modificaciones se aplicarán, de momento, en Estados Unidos. 

El restaurante de comida rápida se ha marcado una fecha en el calendario para cumplir su objetivo: que en 2022 al menos la mitad de sus menús para los pequeños de la familia no superen las 600 calorías, de las que solo un 10 procederán de grasas saturadas y otro porcentaje de azúcares añadidos. Además, incluirán como opción de bebida destacada el agua embotellada. 

Mcdonald's también quiere reducir la cantidad de patatas fritas en el menú y para ello creará un tamaño concreto para los más pequeños. Los cálculos de la compañía establecen que los azúcares añadidos se reducirán en un 50% y las grasas saturadas en un 13%.