Vacuna meningitis B Bexsero
Vista del envase de Bexsero, la vacuna contra la meningitis B. ARCHIVO

La meningitis es una enfermedad provocada por virus o bacterias que en muchas ocasiones se encuentran en la garganta o en al nariz de personas, sanas, que lo contagian a terceros provocando inflramación en las meninges. Tiene una variante que se produce cuando esa bacteria pasa a la sangre. Se produce entonces la sepsis meningocódica.

Causas de la meningitis

Suele estar producida normalmente por infecciones. La más común y al mismo tiempo menos grave es la meningitis vírica —el último caso conocido en Cataluña— puesto que por regla general no necesita que se administre ningún medicamento al paciente.

La primavera y el otoño son las épocas en las que más suele aparecer

La otra variante es la bacteriana, que puede tener consecuencias mucho más graves. Llega a causar daños cerebrales e incluso la muerte. Además de por las infecciones, la meningitis puede estar causada por hongos, tumores u otros virus como por ejemplo el de las paperas.

Normalmente se contagia a través de la saliva y en muy menor medida con el contacto con objetos. La primavera y el otoño son las épocas en las que más suele aparecer, sobre todo en colegios y guarderías.

Síntomas de la enfermedad

La contracción de meningitis suele provocar síntomas muy parecidos a las de la gripe: vómitos, fiebre, somnolencia, rigidez en articulaciones, y en casos más extremos alucinaciones, manchas en la piel y pérdidas de conciencia.

La mejor manera de prevenir es acudir a la vacunación, que está indicada para menores de 6 años y puede tener efectos secundarios leves, como inflamación en la zona de la inyección o fiebres bajas.