Descargas
Descarga de archivos a través de internet. GTRES

El 60% de los contenidos consumidos en Internet en España fue pirateado durante el pasado año, cuando el porcentaje de consumidores que accedió a contenidos ilegales en la red subió del 51 al 58% respecto a 2013.

El estudio recoge por primera vez los datos referentes a la piratería de series de televisión y de partidos de fútbol Así se recoge en el informe del Observatorio de Piratería y Hábitos de Consumo de Contenidos Digitales de 2014, realizado por la consultora Gfk a instancias de la Coalición de Creadores y que por primera vez recoge los datos referentes a la piratería de series de televisión y de partidos de fútbol.

Según el informe, el 38% de los españoles piratea películas; el 26% series; el 24% música; el 18% fútbol; el 11% videojuegos y el 11% libros.

Este estudio apunta además que a causa de la piratería no se han podido crear 29.360 nuevos puestos de trabajo directos, y el erario público ha dejado de percibir unos ingresos de 627,8 millones de euros.

Entre los argumentos, uno de cada dos consumidores justifica el acceso ilegal con el pago a la conexión, un 46% argumenta la "rapidez y facilidad de acceso", el 39% no está dispuesto a pagar por un contenido que no sabe si le va a satisfacer, el 19% cree que no daña a nadie y ese mismo porcentaje cree que no hay consecuencias negativas.

En total, durante 2014 se accedió ilegalmente a 4.455 millones de contenidos digitales, con un valor de mercado de 23.265 millones de euros. El valor total del lucro cesante por la piratería tanto en formato físico como en Internet fue de 1.700 millones de euros, añade el informe.

A la vista de estos datos, la directora de la Coalición de Creadores, Carlota Navarrete, destaca "la urgente necesidad de aplicar con el máximo rigor la legislación recién modificada".

Películas y series, lo más pirateado

En concreto, por materias, el año pasado se accedió de forma ilícita a 1.831 millones de contenidos musicales online, con un valor de mercado de 6.773 millones de euros, por lo que se dejó de percibir 386 millones de euros, según este estudio. En este punto destaca que menos del 10% de los consumidores uso vías legales para descargar música y un 21% accedió a contenidos ilícitos. Del total de accesos, más del 46% correspondieron a contenidos con menos de un año de antigüedad desde su lanzamiento comercial.

El 36% de los accesos se produjo cuando la película aún se estaba proyectando en salas de cine En cuanto a las películas, el volumen de contenidos ilegales al que se accedió fue de  877 millones, cuyo valor en el mercado es de 6.139 millones de euros, con un lucro cesante de 140 millones de euros. El 38% de usuarios accede ilícitamente a contenidos, mientras que el 9% accede a películas digitales legalmente. El 36% de los accesos se produjo cuando la película aún se estaba proyectando en salas de cine. El uso ilegal se da principalmente en jóvenes entre 16 y 34 años, por lo general con mayores conocimientos de Internet.

Otro de los ámbitos que analiza este estudio es la descarga de las series, un producto al que el 26% de los usuarios accede de manera ilegal. En total, 1.033 millones de capítulos fueron reproducidos o descargados ilícitamente durante 2014, lo que supone un valor en el mercado de 1.755 millones de euros y un lucro cesante de 166 millones de euros.

El 41,5% de los accesos tuvo lugar durante el periodo de emisión en televisión. El perfil de consumidor de series legales es el de un hombre de entre 16 y 34 años y usuario avanzado de Internet. El perfil del consumidor de contenidos ilegales online corresponde a hombres y mujeres de 16 a 44 años y clase media.

En cuanto a libros, en 2014 se contabilizan 335 millones de accesos ilegales a libros digitales, con un valor de mercado de 2.680 millones de euros que produjo lucro cesante por 21 millones de euros. El 42,8% de los accesos se materializó en contenidos con menos de un año de antigüedad. El 11% accede a libros ilícitamente, mientras que el 8% accede a libros legales digitales.

En el campo de los videojuegos, fueron 240 millones los accesos ilegítimos durante el año pasado. El valor de estos productos alcanza los 5.409 millones de euros, y el lucro cesante en el ámbito de Internet supera los 38 millones de euros. El sector de los videojuegos es en cualquier caso uno de los que todavía sufre la piratería física, cuyo lucro cesante es de 188 millones, por lo que el total para esta industria es de 226 millones.

Por último, durante 2014 se visualizaron de forma ilegal un total de 139 millones de partidos de fútbol en más de 1,8 millones de hogares españoles. El valor de mercado de dichas retransmisiones supera los 509 millones de euros. El lucro cesante que produjo esta modalidad de piratería digital alcanza los 227 millones de euros. El 18% de los internautas acceden al fútbol a través de accesos ilegales, y sólo el 6% lo hace legalmente.

La inclusión de la piratería de series de televisión y retransmisiones de partidos de fútbol permiten obtener una imagen más completa y precisa del problema del acceso ilegal a contenidos digitales, según los responsables del informe.