El Ayuntamiento ofrece 13 nuevas plazas de agente de la Policía Local y ocho de bombero, en calidad de funcionario de carrera, una oferta de empleo público del año pasado que apenas representa el 10% de las demandas de los representantes sindicales de la plantilla. La mayoría de los nuevos agentes serán controladores de tráfico, un cuerpo especial creado por el Consistorio para este año.