La gente espera en el mayor aeropuerto de Gran Bretaña, el aeropuerto de Heathrow en Londres. (Daniel Hambury / Efe)
La gente espera en el mayor aeropuerto de Gran Bretaña, el aeropuerto de Heathrow en Londres. (Daniel Hambury / Efe) Daniel Hambury / Efe
Aunque la situación en el aeropuerto londinense de Heathrow fue normalizándose ayer, después de aceptar la llegada de vuelos europeos desde las siete de la tarde de ayer,los retrasos este viernes siguen siendo generalizados en la mayoría de los aeródromos del país, e incluso varios vuelos domésticos e internacionales han sido cancelados.
Así de explícito se ha mostrado el subcomisario de Scotland Yard, Paul Stephenson, ante el plan terrorista, que la policía británica aseguró haber abortado, y que consistía en hacer explotar al menos diez aviones en pleno vuelo, preferentemente entre el Reino Unido y EEUU, según informó la BBC citando fuentes policiales.

La operación se realizó conjuntamente entre la unidad antiterrorista de la Policía y los servicios de seguridad.

Para hoy, la compañía española Iberia ha programado un Airbus A340-600 para volar la ruta Madrid-Londres en sustitución de un A320, lo que supondrá un incremento de 380 plazas.

24 detenidos

Veinticuatro personas fueron detenidas, según fuentes de Scotland Yard.

La CBS, que citó a fuentes estadounidenses, señaló que 22 de los 24 detenidos son de origen paquistaní, otro es de Bangladesh y otro de origen iraní.

La Policía llevó a cabo las detenciones en Londres y en el centro de Inglaterra

La cadena también señaló que el plan consistiría, en introducir en los aviones un líquido explosivo escondido en botes de bebidas deportivas, preparada en vuelo para activar en pleno vuelo.

La policía habría detectado los equipajes durante el control de equipajes con rayos X, según Skynews.

Por otro lado, las autoridades estadounidenses afirman que un agente británico consiguió infiltrarse en el grupo terrorista.

La decisión, solicitada por el operador de ese aeropuerto BAA, se tomó por los trastornos ocasionados en Heathrow.

La amenaza terrorista fue elevada hoy a su nivel más alto, "crítico", que significa que un ataque puede ser inminente.

Prohibidos los equipajes de mano

Poco después de este anuncio, la aerolínea British Airways dijo que no autorizaría la introducción de equipaje de mano en ninguno de sus aviones que salieran de aeropuertos británicos.

"British Airways, actuando por instrucciones del Gobierno británico, desea notificar a sus pasajeros que no se podrá llevar ningún elemento de equipaje de mano en aviones que salgan de ningún aeropuerto de Reino Unido", ha informado la aerolínea en un comunicado enviado por correo electrónico.

Sólo se pude acceder con documentos esenciales para el viaje (pasaporte, billetes de viaje); monederos, llaves (sin dispositivos eléctricos), gafas sin funda, productos de higiene femenina sin caja, estuches de lentillas (sin botes de solución líquida) y medicamentos con receta o imprescindibles para el vuelo (como en el caso de los diabéticos) y en algunos casos se comprobará su autenticidad.

Las personas que viajen con niños podrán llevar comida infantil (que deberá probar el adulto) y pañales.

"El Gobierno británico ha notificado que estas instrucciones se aplicarán a todas las aerolíneas que operen desde aeropuertos de Reino Unido".

Además, British Airways ha asegurado que ningún artículo eléctrico o alimentado con baterías sería autorizado en cabina, incluyendo ordenadores portátiles y teléfonos móviles.

Más de 400.000 afectados en Gran Bretaña

Cerca de 400.000 personas sólo en Reino Unido han sido afectadas de momento el caos aeroportuario provocado por la alerta antiterrorista decretada en Reino Unido.

Sólo aeropuerto de Heatrow, que ha permanecido cerrado hasta las 18.00 horas, tiene un tráfico diario de unos 1.200 vuelos y es usado por una media de 180.000 pasajeros.

En todo Reino Unido estaban previstos 3.800 despegues hoy, el 3% de ellos transatlánticos.

Los trastornos en el tráfico aéreo también han afectado a los aeropuertos españoles .

Estado de aeropuertos

  • Heathrow, el principal del Reino Unido, ha reabierto su tráfico aéreo en vuelos de media distancia.

Las cuatro terminales del aeropuerto londinense sufren importantes retrasos a raíz de las medidas de seguridad establecidas por el Gobierno en respuesta a la amenaza, cuyo nivel está en su nivel más alto, "crítico", que significa que un ataque puede ser inminente.

Un portavoz del citado aeropuerto informó de que los retrasos durarán todo el día y pidió a los pasajeros que no acudan al aeropuerto a menos que sea absolutamente necesario.

En tanto, British Airways (BA) pidió hoy a sus pasajeros que, en la medida de lo posible, traten de modificar su partida y cambiar sus billetes debido a los retrasos por la amenaza de hoy.

  • Manchester (norte de Inglaterra), los retrasos para despachar maletas es de unas tres horas, especialmente en los vuelos nacionales.

Un portavoz de esa base aérea informó de que el personal aeroportuario entrega bolsas de plástico a la gente para que pueda llevar sus artículos más necesarios, como pasaportes y billeteras.

"El mensaje para los pasajeros es que vengan normalmente al aeropuerto (...), hacemos todo lo que podemos para minimizar el trastorno y puedan abordar sus aviones de la manera más segura posible", subrayó la fuente de la base de Manchester.

  • Stansted, al norte de Londres, una portavoz dijo que no hay problemas importantes pero pidió a la gente que tenga paciencia y colabore con las autoridades aeroportuarias.

El Centro Conjunto de Análisis de Terrorismo del Reino Unido elevó hoy el nivel de amenaza de "severo" (probable) al "crítico".

Blair, en contacto con Bush

El primer ministro británico, Tony Blair informó al presidente de EEUU, George W. Bush, de la operación antiterrorista de hoy en el Reino Unido, informó la residencia oficial de Downing Street.

Según un portavoz oficial, la operación de esta mañana contó con el "pleno apoyo" del jefe de Gobierno, quien ha estado en "contacto permanente" con sus ministros en Londres.

Alerta en EEUU

Los aeropuertos estadounidenses también han reforzado sus medidas de seguridad, los pasajeros no podrán subir al avión ningún tipo de líquidos o geles en su equipaje de mano, como champú, pasta de dientes o cremas. Los medicamentos y la comida infantil están exentos de esta medida, pero con previa inspección.

Los pasajeros procedentes de vuelos internacionales serán sometidos a fuertes inspecciones, afirman las autoridades.

Además, las compañías Continental, Delta, Northwest y United Airlines han hecho un llamamiento a sus pasajeros para que se presenten en el aeropuerto tres horas antes del horario de salida.