Para enterrar los atascos que se producen en los accesos a Málaga por la autovía habrá que esperar más allá de 2009. En su primer año en servicio, según prevé el Ministerio de Fomento, la segunda circunvalación o hiperronda sólo absorberá el 30% del tráfico que soportarán juntas las dos rondas oeste de la ciudad.

Así lo calcula un estudio encargado por Fomento para la puesta en marcha del carril bus-VAO en la A-7. Pronostica que, dentro de tres años, por ambas rondas –que irán en paralelo desde el pantano de El Limonero hasta el Palacio de Congresos de Torremolinos (A-7)– circularán cerca de 400.000 vehículos, casi el doble de los cerca de 230.000 desplazamientos que ahora hay en la entrada a la capital por la autovía.

La actual ronda oeste seguirá asumiendo el 70% de los coches hasta el horizonte de 2013, cuando se vaticina que la hiperronda empezará a captar más del 40% del tráfico. En 2048, incluso, llegará a asumir el 62% de los desplazamientos en la zona oeste de Málaga.

No obstante, y pese a que en su primer año sólo quitará un 30% de los coches de la ronda, la nueva circunvalación será un avance clave para la movilidad de Málaga. Con ella se abrirá la posibilidad de escapar del colapso de la autovía cuando un accidente la deje atascada, cualquiera que sea su gravedad. Algo frecuente, sobre todo los lunes, por el paso de vehículos pesados, aunque basta con que un coche pinche para que los accesos a la capital se conviertan en una ratonera.

Gran alivio al tapón de Guadalmar

Para calcular el tráfico que habrá en la segunda ronda, el estudio ha dividido la carretera en tres secciones. Cada una tiene una intensidad diferente (ver gráfico). De ellas, la C (entre el aeropuerto y el Palacio de Congresos de Torremolinos) será la más usada: captará el 51% de los vehículos que circulen en esa zona por ambas rondas en 2009. Un hecho lógico al dar servicio al aeródromo, el centro de ocio Plaza Mayor, Churriana, los polígonos y Alhaurín. Un dato llamativo que revela el estudio es que la hiperronda necesitará una ampliación de carriles en 2017 y 2028. Según el proyecto, que presentará en breve Fomento, más de la mitad del trazado dispondrá sólo de dos por sentido.