Esta iniciativa pionera pretende sentar las bases de la profesionalización de quienes atienden a los turistas, así como especializarlos en el patrimonio y los referentes de la capital.