Netflix
La web estadounidense de alquiler de películas y series Netflix, un ejemplo para el negocio. Cordon Press

La plataforma online de alquiler de películas y series Netflix, que ha cambiado por completo el panorama audiovisual en Estados Unidos, llegará a España a principios de 2012. Netflix se ha convertido en dos años en el líder absoluto en la distribución de películas y series por streaming y ya mueve más tráfico que el popular BitTorrent en Estados Unidos. Ahora quiere iniciar su expansión internacional.

Por el momento, su prioridad para este año es América del Sur, donde se espera que Netflix llegue a finales de 2011. El salto a España se produciría a principios de 2012, según ha avanzado el diario francés Le Figaro. De este modo, nuestro país se convirtirá en el primer territorio elegido para el desmbarco del famoso videoclub online en Europa.

El desembarco europeo de Netflix comenzará en España en menos de un año

Según desveló en enero la Asociación de Internautas, Netflix está teniendo problemas para entrar en nuestro país debido a que los "abusivos derechos de autor" representarían "un coste de 2 a 3 veces mayor que esos mismos derechos en los países de nuestro entorno, como Francia o Alemania". Sin embargo, según se desprende de la información difundida por el medio francés, parece que Netflix está cerca de conseguir los derechos necesarios para operar en España.

El servicio se expandiría posteriormente a Inglaterra y Francia, en donde llegaría entre finales de 2012 y principios de 2013, según Le Figaro.

La prudencia de Netflix en expandirse en estos dos últimos territorios radica en la competencia del canal British Sky Broadcasting (BSkyB) y a las reglas que establece del mercado francés en cuanto a la difusión de largometrajes, que solo permite la difusión en streaming de los mismos tres años después de haberse proyectado en las salas.

Por otro lado, Netflix ha asegurado su suministro con las grandes cadenas, como el grupo de televisión de pago Starz y Epix, una alianza que incluye a la Paramount y MGM Lions Gate y a Sony y Miramax.

Rival y aliado de la televisión

Netflix está haciendo la competencia a las televisiones, aunque a cambio les paga buenas sumas por la emisión de sus contenidos. La compañía acaba de gastar 75 millones dólares (51 millones de euros) para emitir en Estados Unidos las últimas temporadas de la serie 'Mad Men' durante cinco años, a razón de 15 millones por año.

Netflix está haciendo la competencia a las televisiones, aunque a cambio les paga buenas sumas por los contenidos

En el mes de marzo pasado, puso 100 millones de dólares (68 millones de euros) sobre la mesa para conseguir en exclusiva House Cards, una serie de 26 episodios dirigida por David Fincher y protagonizada por Kevin Spacey.

Con 23 millones de suscriptores en los Estados Unidos, el servicio de vídeo bajo demanda ahora tiene una fuerza de choque equivalente a las grandes cadenas de televisión y ha conseguido plantar cara a la piratería. Las cuentas de Netflix en Estados Unidos mueven ya el 22,2% de todo el tráfico de banda ancha del país, frente al 21,6% de cuota de BitTorrent, según datos de Sandvine.

Incluso llega a ser inevitable que en las tiendas y fabricantes de equipos audiovisuales ofrezcan compatibilidad con Netflix en televisores, descodificadores y consolas de videojuegos.

Netflix ya es compatible con múltiples equipos de televisión, se puede ver en el ecosistema móvil Android de Google gracias a un sistema de seguridad en colaboración con Qualcomm y cuenta con su propia aplicación en las tres consolas de sobremesa del mercado: Xbox 360, PlayStation 3 y Wii.