Logo del sitio

Por qué necesitas un inflador de neumáticos para el coche y dónde conseguir uno a buen precio

Circular con la presión baja aumenta el riesgo de pinchazo de un neumático.
Circular con la presión baja aumenta el riesgo de pinchazo de un neumático.
Getty Images/iStockphoto

El maletero del coche no debe convertirse en una especie de trastero donde guardar todo aquello que no sabemos dónde meter en casa, pero sí que es importante llevar unas herramientas y accesorios mínimos que nos permitan poder resolver (o, al menos, intentarlo) problemas o averías leves. Un gato, una llave, una linterna, un bote de aceite para por si acaso se nos acaba el depósito... Hay ciertos elementos que puede salvarnos de un aprieto si los llevamos en el maletero y, quizás, deberíamos ir pensando en ampliar nuestra 'caja de herramientas' del maletero. 

Uno de los principales riesgos de circular con la presión de los neumáticos baja es que aumentan las posibilidades de sufrir un pinchazo o reventón en carretera, algo que puede desencadenar en un accidente de tráfico u obligarnos a parar nuestro viaje y cambiar la rueda pinchada. 

Para evitar que la presión de los neumáticos acabe siendo un problema, lo mejor es añadir un inflador portátil para el coche a nuestro maletero. Estas herramientas disponen de potencia suficiente para poder hinchar nuestros neumáticos sin tener que pasar por una gasolinera o un mecánico. Mientras que los compradores de aire tradicionales tienden a ser muy caros, los que son portátiles tienden a ser más baratos y muchos más cómodos de utilizar. 

Se pueden utilizar para hinchar las ruedas, pero también para inflar otro tipo de objetos que lo necesiten. Algunos de estos infladores tienen batería recargable, esta sería nuestra apuesta más cómoda, frente a otros que se enchufan a la corriente para funcionar. En este caso, algunos modelos permiten conectarse a la toma de 12 voltios del coche. 

Infladores de ruedas portátiles para el coche

Estos son algunos de los infladores portátiles para el coche que hemos seleccionado, por su precio, calidad y recomendaciones:

  • USERCENT. Es el más caro (77 euros) pero uno de los mejor valorados. Tiene batería y una potencia que le permite inflar neumáticos en 4 minutos. 
  • Easypump de Bosh. La marca ya da sensación de fiabilidad. Cuesta 75 euros y también funciona a través de batería.
  • MICHELIN 9519. Este compresor de aire de Michelin cuesta 50 euros y puede inflar un neumático en 3 minutos, pero necesita conectarse a la toma de corriente de 12 V del coche. 
  • Behozel. Es digital, de tamaño mini y funciona con batería. Cuesta 49,99 euros. 
  • Woowind AP2-P. Funciona con batería, tiene pantalla LED iluminada y se apaga automáticamente cuando el neumático alcanza la presión indicada.
  • ThiEYE. Funciona con batería y tiene un sistema de apagado automático cuando se sobrecalienta durante el funcionamiento. 
  • Compresor de RIKIN. Es el más barato de la lista, apenas cuesta 25 euros, y necesita enchufarse a la corriente eléctrica para funcionar, aunque tiene adaptador para el coche. 
Mostrar comentarios

Códigos Descuento