Logo del sitio

La DGT recuerda las cinco situaciones en las que es obligatorio usar los intermitentes

El buen uso de los intermitentes puede evitar numerosos accidentes de tráfico.
El buen uso de los intermitentes puede evitar numerosos accidentes de tráfico.
PXFUEL

Parece que algunos conductores no conocen su existencia, otros se equivocan en su uso. Los intermitentes son una de las funcionalidades de un vehículo que, aunque no lo parezca, pueden evitar accidentes de tráfico. Y es que sirven para avisar a otros conductores de nuestras próximas maniobras al volante para que, así, el resto de usuarios de la vía puedan anticiparse a nuestros movimientos. 

Además de que es peligroso no usarlos, olvidarse de activar los intermitentes está sancionado con 200 euros de multa. Así que, para evitar problemas en la calzada y perder dinero, lo mejor es recordar cuándo es obligatorio usarlos. La DGT ha preparado una campaña especial para refrescar la memoria de los conductores de vehículos a motor. 

Es obligatorio activar el intermitente correspondiente en todos los giros y cambios de sentido que vayamos a realizar. Si queremos girar a la izquierda, habrá que usar el intermitente izquierdo, y lo mismo en el caso de que la maniobra sea hacia la derecha. Habrá que encenderlos con el tiempo pertinente para advertir al resto de vehículos. 

Cambios de carril, rotondas, adelantamientos...

Igualmente, cada vez que vayamos a cambiar de carril o vayamos a adelantar a un vehículo, habrá que usar el intermitente correspondiente. Es importante en este segundo caso, ya que así los conductores que vayan detrás de nosotros sabrán que nuestra intención es adelantar y retrasarán su maniobra, en caso de que también quieran sobrepasarnos.

Cada vez que nos vayamos a incorporar a un carril principal, será necesario usar el intermitente. Así, el resto de usuarios que ya circulen por esa vía podrán vernos y cedernos el paso o reaccionar de manera adecuada a nuestra incorporación. También es obligatorio usarlos para indicar nuestra intención de abandonar una rotonda o glorieta.

Finalmente, siempre que vayamos a parar o queramos estacionar, será obligatorio poner los intermitentes. De esta manera, evitaremos una colisión por alcance al frenar de improviso sin avisar de nuestras intenciones. Por último, la DGT deja a criterio del conductor el uso del intermitente siempre que este considere que es necesario avisar al resto de sus intenciones. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento