Netflix apuesta por 'Glee' en su décimo aniversario: siete motivos (musicales) para verla

Una de las razones por las que la serie cautivó al público más variopinto fue por su facilidad para versionar (y mejorar) canciones de cualquier género y momento.
Netflix apuesta por 'Glee' en su décimo aniversario: siete motivos (musicales) para verla
Netflix apuesta por 'Glee' en su décimo aniversario: siete motivos (musicales) para verla

El mayo de 2010 fuimos admitidos al primer curso del instituto William McKinley, ese perdido en algún punto de Ohio en el que las animadoras se creían las reinas, pero que, en realidad, todos hubiésemos pagado porque nuestros amigos fuesen los raritos del coro. Ya hace diez años desde que Glee cambiase a ritmo de parodia nuestra percepción sobre los nerds del instituto y nos demostrase que hay versiones tan o más buenas que las canciones originales de todos los tiempos. Así, y para no perder el ‘hype’ del aniversario, Netflix ha anunciado que el 30 de junio añadirá todas las temporadas a su catálogo. ¿Existe una noticia mejor para afrontar las tardes de calor veraniego en casa?

Siete versiones de Glee para amenizar la espera

    Don’t stop believing. La ‘powered ballad’ original pertenece a Journey, pero en esta ocasión la interpreta Rachel, la protagonista de esta serie musical, quien sueña con ser artista de Brodway y a la que le da igual las cabezas que tenga que pisar para conseguirlo.

      Imagine. La canción más famosa de John Lennon también tuvo su espacio en esta serie y se versionó de una forma muy emotiva e inclusiva: los protagonistas cantaron junto a artistas sordos que interpretaron en lengua de signos este himno.

        It’s my life. Los chics de Glee convierten la canción más conocida de Bon Jovi en un exitazo al más puro estilo ‘boyband’ de los noventa. NSYNC y Backstreet Boys hubiesen tenido más que palabras por hacerse con este temazo interpretado por Phill.

          Thriller. El coro juvenil del instituto William McKinley también se atrevió a versionar la canción coreografiada de Michael Jackson, y se encargó de su interpretación Archie, un joven parapléjico que demostró a lo largo de todas las temporadas que el baile no entiende de barreras físicas.

            Somebody that I used to know. Era difícil darle una vuelta a esta canción interpretada por Gotye y Kindra, pero Blaine y su hermano lo consiguieron… Y lo convirtieron en un dramón fraternal por una actitud homófoba.

              Like a prayer. El capítulo en el que el elenco protagonista interpreta esta canción responde al nombre de The power of Madonna, así que estaba claro que íbamos a tener grandes (y buenas) dosis de la reina del pop.

                Baby one more time. Además de ser una de las mejores versiones de esta mítica canción noventera, todo el episodio es un homenaje a Britney Spears. De ahí  que imiten paso a paso el icónico videoclip del tema.

                Mostrar comentarios

                Códigos Descuento